Pobladores de Roboré retoman bloqueos en ruta bioceánica

Pobladores enardecidos quemaron las instalaciones de la Policía de Roboré la noche del lunes luego que un contingente de efectivos de la fuerza del orden interviniera con gases lacrimógenos los bloqueos instalados la carretera bioceánica en protesta por asentamientos en las reservas forestales del Valle de Tucabaca y Paquío.

Pese a que la Policía despejó momentáneamente la vía, los habitantes de la población chiquitana reinstalaron y reforzaron al menos tres piquetes de bloqueos en la carretera y la línea férrea para obligar al Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA) a revocar las resoluciones que autorizan los asentamientos.

«La población ha reaccionado contra el abuso de la Policía que ha gasificado a costa de los que sea (…). Tenemos heridos y varios detenidos, ahora estamos más decididos a continuar y esta medida se reforzará más», advirtió el dirigente Marcelo Gutiérrez.

En un reporte inicial el comandante de la Policía, Alfonso Siles, señaló que había cinco personas detenidas, sin embargo, los dirigentes de la población sostienen que serían al menos 15 residentes.

El interior de las instalaciones policiales quedó reducido a cenizas y los efectivos se replegaron a San José de Chiquitos donde permanecen en apronte.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, reiteró la invitación a los dirigentes del municipio a instalar una mesa de diálogo en la capital, sin embargo, los dirigentes señalaron que las autoridades deben bajar a su población con la revocatoria de los asentamientos en las áreas forestales que, según las autoridades regionales, son protegidas.
hhg/rm ABI

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más