FmBolivia
Radio FmBolivia

Incendios se extienden a cerca de 800 mil ha en la Chiquitania

11

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

El Gobierno informó ayer que se contabilizaron 774.711 hectáreas afectadas por los incendios que se registran en la Chiquitania (Santa Cruz). Ante este desastre ambiental, 30 instituciones, entre colegios de biólogos, ingenieros ambientales y centros de investigación, exigieron al Ejecutivo pedir ayuda internacional, en especial para hacer seguimiento del bosque hasta su recuperación e indicaron que los problemas llegarán cuando el fuego se apague.

“En total tenemos una superficie incendiada por este desastre de 744.711 hectáreas en la Chiquitania y esto afecta a 35 comunidades de 11 municipios (…) Esta información la hemos verificado con los propios alcaldes”, dijo ayer el ministro de Defensa, Javier Zavaleta, en una conferencia.

Sobre este incendio forestal, el Colegio de Biólogos emitió un pronunciamiento de entidades técnico-académicas. Mediante este documento se pide “activar el protocolo de declaración de zona de desastre para gestionar inmediatamente ayuda internacional”. Indica que se necesita cooperación económica y técnica.

Los expertos también exigen la derogación de la Ley 741, que autoriza desmontes de hasta 20 hectáreas; y el Decreto Supremo 3973, aprobado el 10 de julio de este año que autoriza el desmonte en los departamentos de Santa Cruz y Beni “para actividades agropecuarias en tierras privadas y comunitarias”. “Estas normas incentivan al chaqueo en un contexto de anarquía y tráfico de tierras para justificar su posesión y en otros casos para la ampliación de monocultivos industriales, sin evidencia de sostenibilidad”, dice el comunicado.

Mediante un comunicado, el Gobierno aclaró que desmontes y quemas controladas estaban autorizados desde 2001. “El ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico, aclaró que esta actividad no es reciente, sino que se realiza desde la aprobación del decreto 26075 del 16 de febrero del 2001, promulgado por el presidente Hugo Banzer Suárez”, dice la nota.

El documento identifica cuatro factores que provocaron el incremento de incendios forestales en el país: la normativa actual (contradictoria a las políticas nacionales); los chaqueos indiscriminados y descontrolados; el uso de vegetación local como combustible; y las condiciones climáticas adversas. “Esta dinámica (normativa-chaqueos-combustible-clima) es insostenible, más aún si se considera que en Bolivia se está impulsando el cambio de uso de suelos, dando mayor protagonismo a ‘personas’ como causantes directos de los fuegos”, lamenta.

El manifiesto de las instituciones académicas solicita elaborar un programa de protección a los Bosques Secos Chiquitanos, pues existen peligros de futuros focos de fuego, esto por el cambio climático y las políticas actuales. “Se pide implementar proyectos de restauración y protección en el lugar (…) pues el “problema llega luego que el fuego se apaga”.

Otra de las solicitudes es dejar sin efecto la ampliación de la frontera agropecuaria en tierras no aptas para estos usos, asegurando funciones ambientales necesarias para estos territorios que beneficien a la población actual y las futuras generaciones.

Acciones del Gobierno

El mMinistro de Defensa informó que hasta el momento contabilizaron ocho familias damnificadas que perdieron sus viviendas y 1.817 personas afectadas por los incendios.

Zavaleta destacó que se activará el Plan Tajibo, que implica la atención del problema de los incendios, pero también de la sequía que afectó a toda la mancomunidad y fue uno de los factores incidentes para la expansión y propagación del fuego.

El ministro especificó que en la zona afectada trabajan 2.739 personas de varias instituciones públicas, policiales y castrenses departamentales y nacionales. Detalló que para mitigar el fuego por tierra en los 11 municipios utilizan 126 vehículos operativos, 21 cisternas y ocho ambulancias. Agregó que entregaron 17,5 toneladas de ayuda humanitaria (alimentos e insumos) y 500 kilos de medicinas.

Seguimiento

ABE El Gobierno anunció que se monitorea la magnitud de los incendios y los focos de calor en la Chiquitania y sus posibles cambios de rumbo, mediante imágenes satelitales de georreferenciación, procesadas por la Agencia Boliviana Espacial (ABE).
Uso Con imágenes de satélite, el personal que se encuentra en la zona podrá combatir mejor los incendios.

Pagina Siete.

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas