Narcos y protectores deben rendir cuentas

El expresidente y jefe de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa Gisbert, señaló que quienes desde el Gobierno, protegieron e incentivaron el delito del narcotráfico, en los últimos 16 años, son responsables de sus efectos y deben rendir cuentas dentro o fuera del país.

Mediante su cuenta de Twitter, el exmandatario cuestionó los recientes hechos que demuestran la presencia de la actividad ilícita del narcotráfico en todas las esferas de la sociedad y la forma en que esta actividad atenta contra la juventud y fomenta la presencia de otros delitos.

“El narcotráfico destruye a la juventud, corrompe a las instituciones y sus bandas matan, trafican armas y dirigen la trata de personas”, manifestó.

Mesa demandó que los responsables de haber protegido e incentivado al narcotráfico durante los últimos 16 años sean procesados por sus actos ya sea en tribunales nacionales o internacionales.

“Quienes desde el gobierno protegieron e incentivaron este delito por 16 años, son responsables de sus efectos y deben rendir cuentas dentro o fuera del país”, expresó el líder de la oposición.

El miércoles, se conoció el pedido formal del gobierno de los Estados Unidos para que el Estado boliviano viabilice la extradición del exdirector de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico durante el gobierno de Evo Morales, Maximiliano Dávila, por estar vinculado a una red del narcotráfico. El exjefe policial también enfrenta un proceso en el país, por el delito de legitimación.

El gobierno norteamericano, a través de su Departamento de Estado, además oficializó una recompensa de hasta cinco millones de dólares a la persona que brinde datos y ayude a que Dávila pueda ser juzgado por un tribunal en el país del norte.

Al respecto, representantes de la agrupación Creemos manifestaron su preocupación por esta oferta de recompensa y anunciaron peticiones de informe a la Fiscalía General del Estado y al Ministerio de Economía para que se detalle la data de las investigaciones en este caso y los reportes financieros del excomandante antidroga.

Según las investigaciones de la DEA, el exdirector de lucha contra las drogas en Bolivia estuvo involucrado en narcotráfico y lavado de dinero, presumiblemente, utilizando su alto cargo policial con fines ilícitos.

Entretanto que para el diputado Juan José Jáuregui (MAS) estos pedidos se asemejan a una posición de un Estado soberano, pero “considero que se debe tomar en cuenta que ya existen procesos iniciados en el país, además de regulaciones y requisitos para atender estas solicitudes”.

En su opinión de ninguna manera se pretende evadir la pretensión de los Estados Unidos, pero “no debemos olvidar que ante todo existe un proceso investigativo que se ha iniciado en territorio boliviano y los procesos de extradición están regulados por un principio de reciprocidad”, dijo.

El Diario.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más