TSE declara improbada denuncia contra la candidata Johana Díaz

16

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) declaró improbada la denuncia contra la candidata del MAS Johana Paola Díaz Ichu por falso testimonio sobre su residencia. La demanda fue presentada por Jeannette Cordova el 28 de agosto de 2019.

“La sala plena del Tribunal Supremo Electoral, en virtud a la jurisdicción y competencia que por ley ejerce, resuelve: declarar improbada la demanda interpuesta por la ciudadana Jeannette Ximena Cordova Machicado contra Johana Paola Díaz Ichu, candidata titular a diputada uninominal por la circunscripción N°9 del departamento de La Paz”, se lee en el documento del organismo electoral.

“No valoran la declaración jurada de Julio Cepcel (expropietario de casa y actual administrador de la vivienda) ni las pruebas sobre el domicilio y la residencia”, sostuvo Cordova. La demandante anunció, además, que está dispuesta a iniciar acciones legales contra Díaz por falsedad ideológica.

“Julio Cepcel ya declaró. Está fehaciente la falsedad ideológica, porque ella dice que vivió ahí durante 19 años y él dice en su declaración notariada que ella nunca vivió ahí”, explicó Cordova.

La denunciante presentó entre los documentos de descargo tres testimonios notariados que respaldan sus acusaciones, entre ellos una del expropietario del inmueble y padre del actual dueño de la casa, que Díaz acreditó como residencia.

“Soy expropietario del domicilio ubicado en la calle Junín N° 1350, zona central de la circunscripción N°9, derecho propietario que posteriormente pasará a favor de mi hijo (…) y cumpliendo con su voluntad es que yo me hice responsable del domicilio mencionado (…). La señora Johana Díaz jamás ha vivido en ese domicilio, no es inquilina ni vecina”, se lee en la otra declaración jurada de Julio Cepcel, del 20 de agosto de 2018.

La mujer asistió al Órgano Electoral cargando un fólder con varios documentos para probar su acusación. Expresó que se encuentra indignada porque en su zona no conocen a la candidata del oficialismo.

Reconoce que Díaz sí vivió en la zona hace muchos años y que incluso estudió en un colegio cercano, que es donde vota, pero afirma que “ya hace mucho tiempo que se trasladó” junto con su madre y su padrastro a la zona de Bajo Llojeta.

“Recién hizo el contrato de alquiler en agosto de este año con el dueño de la casa donde vivía antes”, señaló la denunciante.

Pagina Siete.