El Gobierno ve que hay afanes ‘separatistas’ detrás de los actos en Santa Cruz

El Gobierno aseguró que detrás de los actos que se produjeron la mañana de este viernes en Santa Cruz hay afanes separatistas y acusó al presidente del Comité Cívico, Rómulo Calvo de ser el instigador de esos hechos. Asimismo, anunció que habrá sanciones penales en contra de las personas que bajaron la whiphala luego de ser izada, en contra de los que agredieron a Iver Valenzuela.

“La Asamblea Departamental de Santa Cruz ha sancionado una ley departamental el 17 de septiembre, entendemos que es la razón de todos los actos de provocación, de racismo y de afrenta a símbolos nacionales; qué dice el artículo 16 de esta ley sancionada, señala que la Asamblea Legislativa Departamental de Santa Cruz tiene las siguientes atribuciones: elaborar las ternas para la designación de fiscal departamental, representante departamental de la Defensoría del Pueblo, representante departamental de la Contraloría General, representante departamental de la Procuraduría, vocales del Tribunal Electoral, vocales del Tribunal Departamental de Justicia y la oficina anticorrupción, esto es una grave afrenta a la unidad del país, constituyen indicios de delito de separatismo”, dijo el ministro de Justicia, Iván Lima, en conferencia de prensa.

La mañana de este viernes se produjo un escándalo en los actos protocolares del aniversario de Santa Cruz, según el ministro Lima, el presidente del Comité Cívico pro Santa Cruz, Rómulo Calvo dio la espalda a las autoridades nacionales; también bajaron la whiphala e izaron la bandera del Patujú en su lugar y un representante campesino fue expulsado y azotado en la plaza.

Sobre estos últimos hechos, el ministro dijo que son delitos de racismo y discriminación, que están en manos de la Fiscalía y la Policía para identificar quiénes los cometieron.

“Pero vemos una autoría mediata, había una persona que desde el primer momento le ha dado la espalda a los representantes nacionales, que ha tenido un discurso de odio y que permanentemente habla de que en el país hay bestias humanas, me estoy refiriendo a Rómulo Calvo, la actitud que él ha tomado es la que ha desencadenado la situación”, aseguró el ministro.

Dijo que luego de conocer los hechos que sucedieron iniciaron un trabajo de recopilación de las causas que provocaron esos conflictos e identificaron que es la sanción de la ley departamental que da atribuciones nacionales a una instancia departamental, considerando que es el origen de lo que está sucediendo.

“Lo que ha hecho la Asamblea Departamental de Santa Cruz al sancionar este proyecto de ley es una grave afrenta a la unidad del país” dijo la autoridad y explicó que el presidente del Senado, Andrónico Rodríguez presentó una acción de conflicto positivo de competencia, ante el Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) para evitar su promulgación.

“De aprobarse esta norma sería una muestra de la actitud de Luis Fernando Camacho que quiere consolidar un golpe de Estado en el país, quiere ser conocido, reconocido como un dictador y por eso el acto de promulgación de esta ley va a ser considerado delito de separatismo. No pensamos que continúe con la promulgación de esta ley; y de hacerlo, el Gobierno nacional ha tomado las medidas que rigen en un estado de derecho”, advirtió.
Fuente: El Deber

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más