Piden retiro de comerciantes

2

Vecinos y comerciantes protestaron en contra de los asentamientos ilegales en la zona Tunari, del Distrito 4.

Vecinos de la calle 10 de Villa Tunari, Distrito 4, anunciaron estado de emergencia en la zona, debido a que las autoridades de Ferias y Mercados del municipio no hicieron cumplir los acuerdos establecidos, de retiro de los comerciantes de este sector, según el dirigente Felipe Choque.

Este problema que surgió hace tiempo atrás, entre el mercado central de Villa Tunari, el mercado campesino, de retirar a las vendedoras ambulantes que se encuentran en la calle 10, debido a que no cuentan con documentos de asentamiento, además su permanencia es de forma ilegal, pero que una anterior autoridad de ferias y mercados, a la cabeza de Adrián Huanca habría otorgado permisos ilegales.

“Protestamos contra estas autoridades por no hacer respetar el acuerdo que hemos tenido entre los vecinos y las dos instancias, como son las comerciantes del mercado central de Villa Tunari y aquellos que pertenecen al mercado campesino, porque lamentamos que las ambulantes que se encuentran en esta calle hacen una competencia ilegal, sin respetar nuestros acuerdos con la presencia de las autoridades de ese entonces”, indicó el dirigente vecinal, Choque.

De la misma forma, el representante de esta zona del Distrito 4 recordó que como constancia existe un acta firmada el pasado 11 de enero, del presente año, entre todas las organizaciones que estuvieron presentes, como el mismo municipio, por lo que ahora los vecinos se encuentran molestos, por la falta de seriedad de poder hacer cumplir dichos acuerdos.

Por otro lado, Choque indicó que este problema también es de conocimiento del Concejo Municipal, a quienes también piden que sean parte de esta solución, porque existe un acta firmada en enero pasado de esta gestión.

Producto de estos incumplimientos, los vecinos molestos y los mismos comerciantes del mercado central de Villa Tunari y el mercado campesino, dieron un plazo de 24 horas para que dichas comerciantes ambulantes puedan ser retiradas por las autoridades municipales.

Esta decisión también fue hecha conocer ante las autoridades ediles, a causa de que en el momento existe un problema de constante asedio por parte de dichas comerciantes ambulantes, a los mismos dueños de casa, donde con amenazas impiden el libre tránsito, tanto de los vehículos como de los mismos vecinos.

En caso de que dichas feriantes continúen en este lugar, los vecinos anuncian bloqueo de calles, como la avenida principal Juan Pablo II y los mismos predios de la UPEA.

“Hemos dado este plazo, porque no queremos enfrentamientos, pero de no hacer caso a nuestro pedido y que el municipio no diera solución a este problema, seremos nosotros mismos lo que haremos retirar a estas personas que están ilegalmente asentadas en la calle 10 de nuestra zona”, finalizó el dirigente Choque.

El Diario