APDHB denuncia que intereses de poder en los penales frenan el censo carcelario

El vicepresidente de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (APDHB), Diego Salazar, denunció que intereses de poder dentro de las cárceles del país, sobre todo en las ubicadas en los departamentos del eje, frenan el censo penitenciario, por lo que esta actividad fue postergada para la próxima semana.

«Posiblemente sean algunos intereses de grupos de poder al interior de las cárceles, sobre todo en Santa Cruz, Cochabamba y La Paz, lastimosamente es una realidad que existen grupos organizados en las cárceles del país, y creemos que aquí tiene que existir principio de autoridad, y la autoridad encargada para trabajar en el censo carcelario es el Ministerio de Justicia y autoridades competentes», manifestó.

El censo carcelario nacional que estaba previsto para el 4, 5 y 6 de abril, fue postergado por una semana más debido a que no se concluyó con el traslado de los 54 reclusos que estaban en celdas que no pertenecían a Régimen Penitenciario, y la negativa de algunos delegados de los penales al proceso de biometrización.

La Comisión 898 de seguimiento a las Conclusiones de la Cumbre Judicial, reunida en Sucre, postergó el censo para el 11, 12 y 13 de abril.

El ministro de Justicia, Héctor Arce, dijo en una anterior declaración que el censo pretende conocer los requerimientos y necesidades de las personas privadas de libertad e identificar a las personas recluidas injustamente para que puedan salir libres.

El Vicepresidente de la APDHB señaló que un privado de libertad «no va a oponerse a denunciar las paupérrimas condiciones en las que vive al interior de las cárceles, las necesidades que tienen estos privados de libertad».

Según una investigación realizada por ANF, grupos de delegados poderosos controlan las cárceles e impiden que los casos de abusos, cobros indebidos, venta de droga y alcohol y hasta asesinatos salgan a la luz, y esto, según la denuncia de varios internos, va en complicidad con el personal multidisciplinario y las autoridades de Régimen Penitenciario y la Policía.

Incluso personal voluntario de las cárceles es amedrentado por funcionarios de Régimen Penitenciario para que no denuncien lo que pasa al interior de los penales.

«Creemos y pedimos al Ministerio de Justicia y a las autoridades competentes, que busquen concienciar un poco más a los privados de libertad y trabajen de manera inmediata en el censo carcelario», apuntó Salazar.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más