Violento enfrentamiento entre choferes dejó heridos en El Alto

La prohibición de prestar servicio público en El Alto impuesta por la Federación de Chóferes 1º de Mayo a los sindicatos de transporte urbano Eduardo Abaroa y Murillo desató violento enfrentamiento, con palos y piedras, entre ambos bandos.

Aproximadamente a las 6 de la mañana de este jueves, un grupo de dirigentes y choferes afines al ejecutivo de la Federación Andina de Choferes Primero de Mayo, a la cabeza de Víctor Tarqui, comenzaron a provocar a varios de los grupos de choferes del sindicato Eduardo Abaroa, quienes en sus respectivos sectores como trufis, minibuses y micros se disponían a cumplir con sus labores diarias.

Los agresores con palos y piedras comenzaron a provocar a este sector del sindicato Abaroa, quienes al ver a este grupo comandado por Víctor Tarqui, también respondieron a las agresiones en su afán de defenderse y poner a buen recaudo sus vehículos, con los que en ese momento se disponían a trabajar.

El enfrentamiento se dio lugar debido a que la Federación Andina resolvió no permitir el ingreso a la urbe alteña al sindicato Eduardo Abaroa, a causa de que el secretario general de este sector habría sido quien denunció los malos manejos económicos que derivó en que los ejecutivos de la Confederación sean investigados, donde también Tarqui fue involucrado y que en el momento los choferes de base exigen una rendición de cuentas.

Este enfrentamiento finalmente se esperaba, porque Tarqui ya había advertido a los miembros del sindicato Abaroa, que de no desconocer a su ejecutivo, existirían este tipo de problemas, siendo que por su parte el ejecutivo de Abaroa, ya habría sido expulsado de la Federación Andina, a causa de las acusaciones que hizo en su contra, por la complicidad en los malos manejos económicos en la Confederación.

Producto del enfrentamiento entre ambos bandos, muchos vehículos sufrieron daños materiales, como la rotura de vidrios, daños en estructura de los motorizados, producto del apedreamiento que sufrieron entre ambos lados, en el momento del conflicto.

Por su parte, el ejecutivo del Sindicato Eduardo Abaroa, Lucio Quispe, anunció que en las próximas horas formalizarán la denuncia ante el Ministerio Público, como corresponde en contra de este grupo de dirigentes y choferes de base pertenecientes al bando de Víctor Tarqui, por el atentado que sufrieron la mañana de ayer.

“Lamentablemente, como si fueran delincuentes y de manera sorpresiva el grupo de Tarqui, con palos y piedras, y de forma violenta nos atacaron, producto del cual más de 20 motorizados, entre trufis, micros y minibuses, fueron dañados, de la misma forma varios de nuestros compañeros fueron heridos a causa de esta agresión”, afirmó Quispe.

Con relación al pedido de renuncia de Lucio Quispe, por haber denunciado sobre los malos manejos económicos, dicho dirigente, aseguró que deberán ser las bases que pidan esta renuncia, pero mientras no ocurra esto continuará al mando de su organización debido a que su persona fue elegida por las bases y no por Víctor Tarqui.

De la misma forma, el dirigente denunció que las amenazas en contra de su persona continúan, pero que no renunciará porque tiene el apoyo de las bases y de continuar este tipo de amedrentamientos, también las bases se manifestarán en contra de esta actitud del ejecutivo de la Federación Andina de Choferes, Víctor Tarqui.

El Diario.