Salud del doctor Marco Ortiz se complica y es crítico

Luego de una semana en terapia intensiva, la situación del médico Marco Ortiz, víctima de arenavirus empeora, reconoció ayer la ministra de Salud, Gabriela Montaño.

Respecto a la salud del médico afectado, se ha visto que “lamentablemente ha empeorado, su situación general está con un pronóstico reservado, porque también presentó una falla multiorgánica, declaró la autoridad al periódico digital El Deber.

En la oportunidad, la autoridad también habría explicado todo el proceso de atención desde que se detectó el caso cero de esta enfermedad, cuya tipología aún se desconoce.

La tarde de ayer, el presidente del Colegio Médico de La Paz, Luis Larrea, confirmó la información, indicando que el cuadro del médico empeoró, debido a que muestra daño hepático y pulmonar, por fiebre hemorrágica que produce la enfermedad.

En contacto con el representante del sector, se conoció que en el hospital de la Caja Petrolera se tomó una placa radiográfica al médico, quien a raíz de la infección por arenavirus padece lesiones en los pulmones compatibles con la neumonía.

El estudio mostró que hubo cierta mejoría desde el mediodía, cuando su situación empeoró notablemente. También se le está realizando hemodiálisis y se encuentra entubado, con respiración asistida.

Al mediodía de ayer, también empezaron a circular publicaciones contradictorias en las redes sociales, que afirmaban que el médico internado en el hospital de la Caja Petrolera de Obrajes había fallecido, las mismas que fueron borradas, tras confirmar que eran erróneas.

Marco Ortiz es médico general, atendió a la médico interna, Ximena Cuellar, quien falleció el 4 de junio por la infección de arenavirus. A su vez, Cuellar fue quien atendió al “paciente cero”, Macario Gironda, un agricultor que murió en Caranavi.

En su momento, los familiares de Ortiz pidieron al Ministerio de Salud que se acelere en dar a conocer los resultados de los laboratorios que se realizan en Atlanta, Estados Unidos, para que el tratamiento y medicación sea más precisa y la salud del paciente afectado por el arenavirus pueda mejorar.

Ayer, en conferencia de prensa, en oficinas de la Organización Panamericana de la Salud, su representante Alfonso Tenorio, mencionó que una hipótesis para que los roedores calomys hayan tenido contacto con el humano, se debe a que los mencionados ratones migraron a causa de la deforestación, inundaciones y el calentamiento global.

También recomendó no alarmar a la ciudadanía, con información no oficial al mencionar que el virus está contenido en el país.

ENRIQUE FLORES

“No sé con exactitud, pero me enteré que es una enfermedad contagiosa causada por ratones. He advertido temor y preocupación en la gente; tengo 72 años y siento que se debería prevenir estas enfermedades”.

EDGAR LUGONES

“Escuché que es un virus que se presenta en lugres muy cálidos y que se tienen muchos antecedentes en varios lugares como Alto Beni y Caranavi. Sé que existe alarma y preocupación, y mucho pesar por los médicos fallecidos”.

ÁNGELA MAMANI

“Escuché que es muy contagioso y que ha fallecido dos personas y hay otra que sigue mal. Sé que es una infección que siempre ha habido en los Yungas, pero no se hace nada para prevenirla. Nadie le dio importancia hasta ahora”.

JOEL CASTILLO

“Escuché recientemente que una persona ha muerto y que no hay peligro, pero noto que existe alarma. La muerte de dos médicos ha causado conmoción y pesar; solo eso es lo que sé”.

El Diario.

Publicidad