Montero y Quillacollo, encapsulados para frenar avance del COVID-19

48

Desde las 00.00 de este jueves “nadie entra y nadie sale” de los municipios de Montero (Santa Cruz) y Quillacollo (Cochabamba), con el propósito de prevenir más contagios por el coronavirus.

El alcalde de Montero, Miguel Hurtado, promulgó la Ley Municipal 226, que establece el “encapsulamiento” por 12 días, lo que significa que ningún ciudadano puede salir de sus domicilios durante ese período.

Bancos y centros de abasto permanecerán cerrados en ese lapso.

Sin embargo, la norma estipula una jornada especial dentro de seis días, en la que una persona por familia podrá salir a los mercados para comprar productos de primera necesidad y abastecerse hasta el final de la vigencia de esta disposición.

Similar medida asumió el municipio de Quillacollo, que estará encapsulado hasta el 15 de abril, explicó el burgomaestre de ese municipio, Héctor Montaño.

Policías y militares patrullarán las 24 horas en ambas regiones para controlar el estricto cumplimiento de estas determinaciones, señaló el ministro de Defensa, Fernando López.

El coronel Manuel Ramos, comandante del norte integrado de Santa Cruz, indicó que solo se permitirá la circulación de vehículos de transporte de carga en ambos municipios.

“Fuera de esta excepción, si alguien incumple con las disposiciones municipales será procesado —por el delito de atentado contra la salud pública—”, indicó a Unitel.

Montero registró 21 personas infectadas por el coronavirus hasta el mediodía de ayer, mientras que Quillacollo reportó 38 casos.