Ministro Yerko Núñez: si se debe «quebrar» la alcancía para cuidar la vida de los bolivianos, lo haremos

18

Ante los efectos económicos de la cuarentena por el coronavirus, el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez, afirmó el jueves que para el Gobierno la prioridad es la vida de los bolivianos y que, de ser necesario, se «quebrará la alcancía» para consolidar aquello.

En tanto, la autoridad ratificó que un equipo económico analiza la aplicación de otras medidas para mitigar el impacto en la economía de las familias más necesitadas.

«Al Gobierno lo que le interesa, en este momento, es la vida de los bolivianos y habrá tiempo para recuperar la economía. Hemos sido muy claros de que si es necesario quebrar la alcancía para cuidar la vida de los bolivianos, lo vamos a hacer», aseguró Núñez durante una conferencia de prensa.

La autoridad afirmó que al Gobierno de la presidenta Jeanine Añez le han tocado cuatro meses «muy difíciles» y recordó la crisis social y política que vivió el país en octubre de 2019, tras el fraude electoral realizado en la gestión de Evo Morales.

Manifestó que a ello se suman los problemas económicos por la caída del precio del petróleo. Recordó que el barril de petróleo se cotizaba en $us 160 en 2012; hace unos meses el precio estaba en $us 60; y ahora se cotiza en $us 25.

«Hay problemas económicos, pero a pesar de ello primero está la vida. Habrá tiempo para recuperar la economía», reiteró.

Para ello, el Ministro insistió que un equipo técnico trabaja en la aplicación de otras medidas económicas y se debe evaluar el comportamiento de la evolución de la pandemia.

«Los primeros días de la próxima semana se tomarán nuevas determinaciones, no quiero afirmar ni descartar nada (…). Esto es una pandemia que ha golpeado duramente al mundo, a países como Italia, España, Estados Unidos, que están sufriendo y Bolivia no es la excepción», dijo.

El Gobierno anunció que la siguiente semana se anunciarán otras medidas para mitigar la ralentización económica, que generó la emergencia por el coronavirus; anunció que los beneficios estarán destinados principalmente a las pequeñas y medianas empresas, y al sector productivo.

El 25 de marzo, El Gobierno declaró estado de emergencia sanitaria por el COVID-19 hasta el 15 de abril, endureció las medidas para que se cumpla la cuarentena y anunció medidas económicas para apoyar a las familias con menos ingresos.

Entre esas medidas están la entrega del Bono Canasta Familiar, de Bs 400, para los ancianos que reciben la Renta Dignidad y que no perciben una jubilación regular; para las mujeres embarazadas que reciben el Bono Juana Azurduy, y para discapacitados.

A ello se suma el Bono Familia, de Bs 500, que se pagará por cada hijo que esté en prekínder, kínder, primaria y secundaria, en unidades educativas públicas, además de la reprogramación de créditos y la reducción temporal del pago de los servicios básicos, entre otros.

AQZ/LM/VCT/ABI