Militares vuelven a cantar himno venezolano

Con motivo del 208 aniversario de la firma del acta de la independencia de la República de Venezuela, militares bolivianos volvieron a cantar el himno a ese país y también fue motivo para cerrar varias vías de acceso al centro paceño, lo que generó congestión y caos vehicular en el sector.

Esta acción fue considerada como una ofensa para el Ejército de Bolivia, a partir de que no se puede obligar a los soldados bolivianos a cantar el himno nacional de otro país.

La población expresó ayer su indignación y calificaron como una abierta “intromisión” de parte de la Embajada venezolana en el uso indiscriminado de los espacios públicos, en especial de la plaza Venezuela en pleno prado paceño.

El himno venezolano fue entonado después del himno nacional mientras los soldados bolivianos saludaban los símbolos y emblemas nacionales de aquel país, una acción que se repite y genera controversia por las connotaciones que representa.

Mientras se entonaba el himno del país caribeño, las banderas venezolanas y bolivianas eran enarboladas por las comitivas de ambos países. Ante la sorpresa de las personas que transitaban el paseo del El Prado los asistentes al acto cantaron estrofas del himno venezolano que al alguna de sus partes decía: “Gloria al bravo pueblo, que el yugo lanzó la Ley respetando la virtud y honor; Abajo cadenas gritaba el señor y el pobre en su choza Libertad pidió (…)”

Es recurrente ver este tipo de actividades al pie del monumento ecuestre al Libertador Simón Bolívar, lo que también repercute en el cierre de importantes calles de acceso a las avenidas 16 de Julio, Mariscal Santa Cruz y calles Loayza y Colombia.

Los peatones, pasajeros y conductores manifestaron su molestia por el cierre de calles, que en definitiva obstaculizaba el desarrollo normal de sus actividades; por una hora y media tuvieron que esperar para continuar con sus labores cotidianas.

OPINIÓN

JAVIER TORRES

“Es el colmo la sumisión del Gobierno boliviano a la Embajada de Venezuela y peor aún la sumisión de las Fuerzas Armadas de Bolivia que se prestan a estos actos, como si se tratará del país. Ayer cantaron el himno a Venezuela como si fuera el himno nacional y eso refleja la injerencia venezolana en el país”.

ESTHER PLAZA

“Todo hace ver que la Embajada de Venezuela tiene mucha injerencia en los asuntos internos, tanto así que se obliga a los soldados bolivianos entonar un himno extranjero cual si fuera nuestro himno nacional. No porque la plaza lleve el nombre de Venezuela, los venezolanos pueden hacer lo que quieran, eso está muy mal”.

JHONNY GÁLVEZ

“El Gobierno permite que se pisotee nuestra soberanía por la Embajada de Venezuela. No es la primera vez que se utiliza el monumento a Simón Bolívar para sus actos protocolares. Si nosotros fuéramos a su país a intentar una celebración en una de sus plazas, de aseguro que sus autoridades nos mandan a detener”.

ALICIA MÁRQUEZ

“Es una pena como los militares bolivianos son sumisos a una embajada extranjera. No creo que en otros países los militares se presten para actos protocolares de Venezuela. ¿Dónde queda nuestra independencia? ¿por qué no dicen nada los jefes militares? ¿será que Venezuela tiene mucho poder en Bolivia?”

El Diario.