Luis Revilla elevará a Gobierno queja de acopio de donaciones nuevas

Primero fueron sólo quejas, pero la madrugada del domingo, los damnificados por el deslizamiento en San José Kantutani alojados en la cancha Fígaro confirmaron sus sospechas: en una carpa se acopiaban colchones, frazadas, colchas, toallas, mochillas y ropa en general de donación nuevas; mientras que ellos recibían productos usados y hasta en mal estado. Según los afectados, el acopio lo hicieron efectivos de las Fuerzas Armadas y funcionarios de Defensa Civil. El alcalde Luis Revilla anunció que elevará la queja ante autoridades nacionales.

“Vamos a trasladar esta queja a las autoridades nacionales, hay acusaciones contra algunos miembros de las Fuerzas Armadas. El Ministerio de Defensa debe investigar. Ojalá podamos lograr un manejo adecuado con el tema de las donaciones”, señaló.

La autoridad remarcó que en estos casos de emergencia se tiene que seguir ciertos protocolos con la administración y entrega de las donaciones, sobre todo cuando se trata de alimentos y enseres. Los damnificados aseguraron que entre lo encontrado no había alimentos, sino colchones, frazadas, mochilas y ropa.

Cuando la madrugada del domingo un grupo de afectados encontraron la carpa copada con productos de donación nuevos, inmediatamente llamaron al resto, que vio con sorpresa e indignación el hecho. “¡Y a nosotros nos daban todo viejo!”, “seguro las donaciones eran para ellos”, “con razón desaparecía todo”, “yo pedí un edredón, no me quisieron dar y al día siguiente no había nada” comentaron los afectados a medida que descubrían todo lo que había en la carpa, donde no se halló a ningún funcionarios de Defensa Civil ni de las Fuerzas Armadas.

“Son los de Defensa Civil los que manejan esto”, “son los de las Fuerzas Armadas”, se oye decir a los afectados en el video filmado al encontrar la carpa.

Por su lado, el ministro de Defensa, Javier Zavaleta, aclaró que son los funcionarios de la Cruz Roja los que administran las donaciones que llegan para los afectados y que se sugirió a éstos formar un grupo de fiscalización de la ayuda que está llegando.

“Para evitar conflictos en la administración de las donaciones, es la Cruz Roja la que se está haciendo cargo. Es una institución reconocida a nivel internacional, no sólo por sus capacidades, sino por su ética a la hora de manejar campamentos y administrar desastres. Pedimos a la Cruz Roja que reciba los donativos, los clasifique y entregue a la gente. No hay susceptibilidad de que se pierdan los donativos o se mal utilicen; además, pedimos a las propias familias que organicen un equipo de ayuda y fiscalización a la administración de los donativos”, declaró Zavaleta a los medios gubernamentales.

En respuesta a los deslizamientos en la zona de San José Kantutani, la población paceña se volcó en una ola de solidaridad plasmada en donaciones de todo tipo para asistir a los afectados. De acuerdo con el ministro Zavaleta se recibió ayuda desde familias hasta empresas.

La autoridad añadió que a esta ayuda se suma el trabajo de voluntarios, al menos 1.000 cada día, que llegan a los campamentos a asistir a los afectados.

“Son voluntarios que llegan dejando alimentos, ropa, enseres; hasta los que llegan a cuidar a los niños a jugar con ellos, también vienen a cuidar a mascotas. Recibimos un apoyo increíble que se mantiene y eso lo agradezco”, expresó Zavaleta.

Alcaldía concluye recepción de ayuda

La Alcaldía de La Paz anunció que ayer concluyó la recepción de donaciones para los afectados por el deslizamiento en la zona San José Kantutani para ingresar a un proceso de evaluación de la ayuda recibida.

“Hoy (ayer) concluimos la recaudación de donaciones porque necesitamos evaluar. Terminamos la recaudación temporal de ayuda. Necesitamos dimensionar el volumen de las donaciones, ordenar, clasificar y dar las condiciones necesarias para la adecuada administración con los representantes de los vecinos (afectados)”, dijo la secretaria municipal de Desarrollo Social, Rosmery Acarapi.

La autoridad municipal remarcó que la decisión fue asumida por el comité que realizó la recepción de donaciones, formado por la Alcaldía de La Paz, Cruz Roja Boliviana y el Viceministerio de Defensa Civil.

Acarapi pidió a la población paceña estar atenta ante la posibilidad de que se pueda volver a requerir su ayuda para los afectados por el deslizamiento del 30 de abril que arrastró más de 80 casas, dejando sin hogar y pertenencias a casi 400 personas.

Pagina Siete.

Publicidad