En 2018, regalías mineras de La Paz cayeron en 22%

Las regalías mineras del departamento de La Paz cayeron en 22% en 2018, comparadas con el reporte de 2017. La Gobernación apunta a la evasión de las comercializadoras, que eluden procedimientos legales.

El secretario departamental de Minería, Esteban Paty, observó que la región haya disminuido sus ingresos por la explotación minera de 210,3 millones de bolivianos en 2017, a 163,5 millones de bolivianos en 2018.

“En el último año hay un decrecimiento del 22% de las regalías mineras. ¿A qué se debe y a quiénes afecta? Los más afectados son los municipios de Guanay, con menos 72%; Tipuani, 41%; Mapiri, 36%, y Tacacoma, 62%; Inquisivi, 57%. Hay un decrecimiento abismal”, indicó.

Paty observó que el departamento de Beni haya pasado en 2018 a ocupar la tercera posición como productora de oro, al desplazar a Oruro al cuarto puesto, cuando apenas cuenta con unas 20 cooperativas auríferas.

“En 2018, el país recaudó 1.256 millones de bolivianos, de los cuales, 816 millones fueron transferidos a Potosí; seguido de La Paz, con 163 millones, y al tercer lugar sube Beni, con 103 millones de bolivianos, dejando atrás a Oruro, con 95 millones de bolivianos”, detalló, antes de precisar que La Paz cuenta con 1.239 cooperativas que están activas.

En criterio de Paty, el problema está en la “evasión” que cometen las comercializadoras de oro y que ahora hacen su negocio con ese preciado metal.

Citó como antecedente que entre 2012 y 2013 se evidenció que 25 comercializadoras evadieron más de 557 millones de bolivianos en regalías.

Ante esta situación, en febrero de la presente gestión, el Gobierno Autónomo Departamental de La Paz y el Servicio Nacional de Registro y Control de la Comercialización de Minerales y Metales (Senarecom) firmaron un convenio de delegación parcial de competencias, para que desde el ámbito local haya un mayor control sobre el oro.

Pagina Siete