El vía crucis que motiva a la juventud a unirse a la fe

Después de participar de la vigilia en el templo del Señor de la Sentencia, Israel Muriel Ibáñez empezó a caracterizarse para representar a Jesús en uno de los pasajes más dolorosos según cuenta la Biblia, el vía crucis.

Aún era de madrugada cuando el movimiento en la parroquia ubicada en la zona de Villa Armonía anunciaba el inicio del recorrido rumbo al calvario de Villa Litoral. A las 5:00 y a pesar de lo gélido de la madrugada comenzó el vía crucis.
El evento católico también se representó en Urkupiña.
Foto: APG

La representación, que como todos los años culmina en la crucifixión y muerte de Jesús, fue seguida por decenas de feligreses, vecinos y miembros de la pastoral. Los asistentes acompañaron atentos y rezaron el paso por las 14 estaciones.

Después de cinco años, Ibáñez volvió a representar a Jesús durante su pasión y muerte. Él es catequista y define esta experiencia como una forma vívida de demostrar a los jóvenes el sufrimiento del hijo de Dios para que se perdonen los pecados de los seres humanos; con los años se ha dado cuenta de que es una herramienta para motivar a la juventud a participar activamente de la fe católica.
Leyenda

“Hemos visto en años pasados que muchos jóvenes que no participaban en la parroquia, después asistir al vía crucis, se integran a la catequesis en el templo; varios hasta se han vuelto catequistas. Considero que es una forma de que los jóvenes se acerquen a la fe”, aseguró Ibáñez.

Por su parte, el párroco de la iglesia del Señor de la Sentencia, Marcelino Chuquimia, dijo que “la recreación del vía crucis nos sirve para mirar y reflexionar la vida que llevamos como cristianos, como hijos de Dios (…). Queremos motivar que la gente se sume y que la comunidad sea cada vez mayor, tenemos muchos jóvenes que rezan desde noche antes, en la vigilia”, indicó y aseguró que desde 2002 la congregación ha crecido significativamente.

Estación a estación, los soldados torturaron a Jesús, después de las 7:00, entre rezos y padrenuestros, Jesús y los dos ladrones fueron crucificados.

“Como católico me gusta representar el faro que es Jesús para el mundo”, concluyó Ibáñez.

Como en Villa Armonía, la representación de la pasión de Cristo que se realizó el Viernes Santo en diferentes departamentos y localidades de Bolivia, entre ellas la zona del calvario en Urkupiña (Cochabamba) y en Chochis, localidad de Roboré (Santa Cruz).

Pagina Siete.