Distribuyen regalías sin límites departamentales

Tarija y Chuquisaca comparten regalías del megacampo Margarita.

Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) transfiere regalías del megacampo Margarita a los departamentos de Tarija que participa con 75,1 % y Chuquisaca con 24,9 %, al margen de la Ley de Hidrocarburos y contradiciendo al Reglamento de campos compartidos, debido a que no existe una demarcación de los límites departamentales.

El criterio fue expresado por el gobernador de Tarija, Adrián Oliva, quien denunció ayer esa irregularidad, al decir que se vulneró la normativa legal para distribuir los ingresos del Bloque Caipipendi, donde se encuentra Margarita.

La autoridad anunció el inicio de acciones legales por este caso que le hizo perder millones de dólares a Tarija desde que se comparte regalías con Chuquisaca en función al estudio de distribución de la consultora Gaffney and Cline.

El secretario de Coordinación de la Gobernación, Waldemar Peralta, indicó que uno de los requisitos obligatorios es contar con límites geográficos departamentales, tal como establece el artículo 7 del Reglamento de campos compartidos.

Además, contradice al artículo 45 de la Ley de Hidrocarburos que establece: “En el caso en que un reservorio sea compartido por dos o más departamentos, las regalías serán canceladas proporcionalmente a sus reservas, proyectando verticalmente el límite o límites departamentales al techo de cada reservorio productor”.

La denuncia de la Gobernación tarijeña surge después de recibir un informe del Instituto Geográfico Militar (IGM), cuya certificación develó que en sus archivos se pudo evidenciar que no se realizó trabajo alguno de demarcación de límites interdepartamentales.

En el caso del conflicto de Incahuasi, entre Santa Cruz y Chuquisaca, se abordó con prioridad los límites departamentales sustentados en la Ley 1898, pero eso no se tomó en cuenta para la demarcación del campo Margarita. (Tarija Economía)

El Diario

Publicidad
FmBolivia