Denuncian que Sinohydro se adjudicó El Sillar pese a retrasos

La empresa china Sinohydro se adjudicó la construcción del tramo El Sillar de la ruta Cochabamba-Santa Cruz por 426 millones de dólares, a pesar de presentar retrasos en otras dos obras de la misma vía, denunció el senador Arturo Murillo. La empresa se excusó de responder a la denuncia.

“La empresa Sinohydro efectúa el trabajo de rehabilitación de 28 kilómetros en El Sillar. ¿Pero cómo es posible que a una empresa que no entregó obras con más de 900 días de retraso en dos tramos de la vía Puente Ichilo-Ivirgarzama se le entregue un nuevo contrato en agosto del año pasado?”, señaló el legislador.

De acuerdo con la información presentada por Murillo, los tramos que construye Sinohydro en la vía Puente Ichilo-Ivirgarzama debían ser entregados en octubre de la gestión 2016.

“La construcción del Puente Ichilo-Ivirgarzama, tramo II: Puente Mamorecito-Ivirgarzama tiene un costo de 358 millones de bolivianos; debía ser entregado el 13 de octubre de 2016, mientras que el tramo I: Puente Ichilo-Mamorecito tiene un costo de 382 millones de bolivianos y también debía ser entregado el 13 de octubre de 2016”, indicó.

Sin embargo, de acuerdo con reportes de prensa, ambas obras fueron concluidas, una de ellas fue entregada en octubre del año pasado, mientras que la otra se encuentra a la espera del acta de recepción de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC).

El senador apuntó que los costos por kilómetro de estas dos obras superan los 11 millones de bolivianos, es decir, más de un millón y medio de dólares por kilómetro, cuando antes de 2005 los mil metros de carretera en el país costaban entre 350 mil y 500 mil dólares.

“Estamos viendo que actualmente la carretera más barata cuesta un millón y medio de dólares y la más cara casi 15 millones de dólares, cuando antes de 2005, mil metros de carretera costaban entre 350 mil y 500 mil dólares, y a pesar de estos costos exorbitantes varias vías se están destrozando y otras tienen retrasos de al menos tres años”, apuntó Murillo.

Página Siete intentó ayer contactarse con la ABC para conocer su posición respecto a esta denuncia, sin embargo, hasta el cierre de la presente edición no obtuvo respuesta.

Murillo agregó que aparte de Sinohydro, en Cochabamba hay otras obras camineras que presentan retrasos considerables y que a pesar de estas irregularidades no se rescindieron contratos ni ejecutado boletas de garantía.

“La empresa Construcción y Administración SA, a cargo de dos tramos de la carretera Epizama-Comarapa, tiene demoras de hasta 850 días, sólo para dar un ejemplo, y a pesar de esto se siguen adjudicando obras a empresas que no deberían adjudicarse, sino ser vetadas”, señaló.

El kilómetro en el tramo El Sillar cuesta 15,2 millones de dólares

De acuerdo con información de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), cada kilómetro del tramo El Sillar costará 15,2 millones de dólares, al tomar en cuenta el costo total de la obra: 426 millones de dólares y su longitud de 28 kilómetros.

El tramo carretero tendrá dos túneles de gran magnitud. Uno de ellos de 1.025 metros y el otro una longitud de 675 metros; además, contará con ocho estructuras, entre ellas puentes para superar los 28 kilómetros geológicamente inestables de la ruta.

El par vial contará con cuatro carriles y dispositivos de seguridad vial; dispondrá de una calzada de siete metros, dos carriles de circulación en ambos sentidos, una berma externa de dos metros y berma interna de un metro. La capa de rodadura tendrá pavimento flexible y rígido.

De acuerdo con el expresidente de la Cámara Departamental de la Construcción de Santa Cruz (Cadecocruz) Rolando Schrupp el tramo debería costar como máximo 300 millones de dólares, por lo que habría un sobreprecio aproximado de al menos 126 millones de dólares.

“Tomando en cuenta todos los componentes de la obra, ésta no debería superar los 300 millones de dólares, siendo generosos, y considerando un amplio margen de ganancia para la empresa constructora”, indicó.

Schrupp añadió que incluso si se suman todos estos componentes y las dificultades del tramo, y siendo generosos con los precios de estos elementos, resulta imposible explicar la magnitud del monto adjudicado.

“Según la información de la ABC, hay como 1,8 kilómetros de túnel, cerca de 20 puentes, entre cortos y largos, y adicionalmente la idea de hacerlo doble vía. Si nosotros tratamos de asumir cuánto costaría esta vía, el metro lineal de túnel cuesta cerca de 50.000 dólares; tenemos 10 kilómetros de puente y 20 kilómetros de camino. Siendo generosos, la obra no debería costar más de 300 millones de dólares, pero lo han licitado por 426 millones, es algo que no se puede explicar”, agregó Schrupp.

El expresidente de la Cámara de la Construcción apuntó que en la actualidad la construcción de cada kilómetro de carretera en el país está valuado en un millón de dólares, una cifra que lo sitúa entre los países más caros para edificar caminos.

Pagina Siete.