Aún hay 43 focos de calor, llegan equipos y bomberos de Francia

Después de más de un mes de iniciados los incendios en la Chiquitania boliviana el fuego no cesa y suben a 1,9 millones las hectáreas quemadas.

Aún persisten 43 focos de calor, por eso, ayer arribaron a Bolivia 38 bomberos y dos toneladas de equipamiento de Francia para sumarse a las tareas de sofocación del fuego.

El último reporte de incendios forestales en Santa Cruz, da cuenta que la superficie quemada en el departamento asciende a 1,9 millones de hectáreas quemadas, lo que representa el 71% de áreas afectadas por el fuego a nivel nacional, que alcanza a 2,6 millones de hectáreas.

De acuerdo con el director del Centro de Operaciones de Emergencia Departamental (COED), Enrique Bruno, hasta ayer por la mañana se reportaron 43 focos de calor en la Chiquitania. “Tenemos menor cantidad de focos de quema porque hay muchas nubes, pero no hay pronóstico de lluvia que nos dé tranquilidad”, precisó.

Aseguró que los focos de calor presentes, 10 están en San Ignacio de Velasco, uno en San José de Chiquitos, nueve en Concepción, dos en San Rafael, uno en Roboré, nueve en Charagua, además de quemas reportadas en otros municipios.

A pesar de la reducción de los incendios, aún existe una “alerta máxima” en el COED y que se intensificó a partir del medio día de ayer.

El Servicio Nacional de Metereología e Hidrología (Senamhi) emitió una alerta por fuertes vientos que alcanzan hasta 90 kilómetros por hora, además de temperaturas que llegan a 40 grados y una humedad menor al 40%. “Eso puede provocar un escenario muy difícil en el campo donde aún están los incendios”, acotó la autoridad al puntualizar que los vientos generan “un riesgo extremo” de que se incrementen las llamas.

Esos datos no coinciden con el reporte que lleva el Gobierno nacional. De acuerdo con el presidente, Evo Morales, hasta el viernes se reportaron 252 focos de calor y los municipios más afectados son Concepción, San Matías y San Ignacio de Velasco.

El mandatario dio esa información ayer, tras recibir a la cooperación de Francia en el aeropuerto de Viru Viru.

Cerca las 13:50 de ayer llegó el Airbus A330 con la comitiva que coadyuvará en las tareas de mitigación de los incendios.

Entre ellos están los 38 bomberos militares especializados en sofocar el fuego y dos toneladas de equipamiento entre bombas de agua, mochilas para fumigar entre otros.

Ese personal comenzará su labor hoy en el municipio de Concepción. “Quiero (…) agradecer al hermano presidente (Emmanuel) Macron de Francia, al gobierno y al embajador de Francia (Denis Gaillard) por la ayuda”, resaltó Morales.

Detalló que el Gobierno francés también envió equipo de protección personal, 60 bombas de agua, mochilas para fumigar, 10 generadores, 4.000 máscaras, 55 aspersores, 30 rastrillos y 10 luces de emergencia.

“Estamos agradecidos con toda la solidaridad internacional que sigue sumando”, manifestó.

De acuerdo con el diplomático todos los equipos son “de última tecnología”.

Explicó que la ayuda no se inició ayer con la llegada de los bomberos, sino comenzó hace días con el lanzamiento de agua en zonas afectadas desde helicópteros. Además, hace cuatro días llegó también un equipo de expertos para evaluar el área afectada y luego hacer recomendaciones.

Acotó que hoy también arribarán a Bolivia, cuatro pilotos militares de seguridad civil con tres drones capaces de realizar misiones de reconocimiento para localizar los incendios. Los acompaña un bombero experto en investigaciones aéreas.

Esa ayuda se suma a las 5.000 personas que trabajan en el lugar con el apoyo de 42 cisternas, 15 helicópteros, avionetas y el Supertanker y más de 200 autos para el transporte de brigadistas.

Las tareas de sofocación del fuego también son respaldadas por el helicóptero Chinook .

Pagina Siete.

Publicidad