Hector Arce: el 56% de notarios elegidos por meritocracia son mujeres

El ministro de Justicia, Héctor Arce, informó el domingo que el 56% de los notarios de Fe Pública elegidos por meritocracia, para el área urbana y rural, está compuesto por mujeres, quienes se ganaron ese espacio tras atravesar un riguroso proceso de selección transparente e informatizado, en igualdad de condiciones que los hombres.

Arce remarcó que los 769 notarios que ejercen funciones en el país, 317 en el área rural y 452 en las ciudades (desde 2018), pasaron por un proceso riguroso de selección meritocrática, en que «no han válido las recomendaciones» ni otro tipo de mecanismos de manipulación, como en el pasado.

«Han entrado abogados y abogadas, con una gran preeminencia de las mujeres, las mujeres solas han ganado su espacio. El 48% de mujeres fue en esta convocatoria y, de la anterior, son 63%, en total hay una preeminencia del 56% de mujeres, son más las mujeres y por sus méritos», remarcó en entrevista con medios estatales.

Recordó que antes de la vigencia de la Ley del Notariado, en 2013, la elección de los notarios de Fe Pública estaba en manos del Órgano Judicial, pero con la nueva norma, esa tuición pasó al Órgano Ejecutivo, que implementó un proceso riguroso de selección, en base a la meritocracia de cada abogado.

Explicó que el notario es una autoridad jurídica que, siendo privado, ejerce una función delegada por el Estado, para viabilizar jurídicamente una serie de documentos legales, como la compra venta de casas, la transferencia de poderes, asociaciones o legalidad de testamentos, entre otros muchos trámites.

Así, destacó la importancia que tienen los notarios en el país, un sector que en el pasado estaba viciado por manipulaciones en base a contactos, coimas o amistades.

Relievó que, ahora, los notarios son elegidos por carrera y evaluados cada dos años.

Los 452 notarios para el área urbana fueron nombrados en abril de 2018 y el pasado viernes se designó a los 317 del área rural; todos en igualdad de condiciones, a diferencia del pasado, cuando existía notarios de primera para las ciudades y de segunda para el campo, mencionó.

Aseguró que los resultados que mostraron los notarios del área urbana, en poco más de un año de ejercicio, «son sorprendentes», tomando en cuenta que se redujo a la «mínima expresión» las irregularidades en los trámites que viabilizan esas autoridades de derecho.

Solo se identificaron dos casos irregulares en más de un año, en Santa Cruz, cuyos notarios fueron suspendidos y sometidos a procesos penales, agregó.

«Hay un sistema para blindar y para mejorar, para que ya no hayan muertos firmando documentos, para que ya no haya suplantaciones de identidad», dijo.

mcr/ ABI

Publicidad