Aduana reconoce decomiso de autopartes, pero no aclara otros

La presidenta de la Aduana Nacional, Marlene Ardaya, reconoció ayer que funcionarios de esa institución decomisaron autopartes en Pisiga porque figuraban en la categoría de mercaderías prohibidas, pero no explicó lo sucedido con la incautación de ropa usada, televisores y hasta vehículos que denunciaron personas que transitan entre Bolivia y Chile.

“Los decretos supremos 28963, que es modificado por el 2232, y el 3358, hablan de los vehículos automotores. A partir de este decreto un señor reclama, ha llegado la nota acá (de reclamo), a la Aduana, pero hay que recordarle que está prohibido el ingreso de estas autopartes porque están longitudinalmente cortadas; por tanto, están prohibidas en nuestro país”, afirmó.

En su edición de ayer, Página Siete informó que comerciantes y personas que hacen tránsito entre Bolivia y Chile denunciaron que el personal aduanero de Pisiga hace retenciones irregulares y arbitrarias de autopartes, televisores, ropa y vehículos.

La titular de la Aduana convocó ayer a conferencia de prensa para referirse de forma puntual al decomiso de las autopartes, e insistió que “está prohibido cortar longitudinalmente o realizar otro tipo de corte (a las piezas de motorizados), es una mercadería prohibida por un decreto supremo y eso va a destrucción”.

Sin embargo, no se refirió a las retenciones de prendas de vestir, herramientas o equipos electrónicos como televisores y reproductores de DVD, que denunciaron varias personas.

Al respecto, desde la Aduana Nacional respondieron sobre la consulta de por qué no se habló de las denuncias de los otros decomisos, supuestamente irregulares, que “el caso que se expuso (en la conferencia) se refería sobre todo a frontales de vehículos, por eso se enfatizó en ello”.

Asimismo, se informó que “toda mercancía prohibida se destruye, eso implica parachoques de vehículos, vehículos indocumentados, ropa usada”, en tanto que mercadería como televisores son enviados a subasta.

Para la redacción de la nota “Pisiga: aduaneros confiscan ilegalmente desde ropa hasta vehículos”, este medio entrevistó, entre otros, al coordinador nacional de Residentes Bolivianos en Chile, Ronald Montesinos, quien explicó que cada mes reciben hasta 10 denuncias de compatriotas que sufrieron decomisos que consideran irregulares.

“No es la Aduana como institución, sino los funcionarios que están en ese punto de control. Hay a quienes les decomisan televisores, herramientas y hasta vehículos de forma irregular. Una vez que les quitan los tienen yendo y viniendo, buscando información y tratando de cumplir con requisitos que no dan una solución”, indicó Montesinos.

El coordinador recomendó a la población no permitir la retención de mercancía sin comprobante y presentar la denuncia formal del caso. “Sólo así podremos evitar más abusos”, afirmó.

Pagina Siete

Publicidad