Ministro de Gobierno debe garantizar que se cumpla CPE

4

El trabajo de Inteligencia de la Policía revelado en un audio donde informa al presidente Evo Morales que persigue y vigila a los periodistas es una forma de amedrentar a la prensa y violar los principios constitucionales, afirmó el presidente de la Asociación Nacional de la Prensa (ANP), Marcelo Miralles, quien pidió al ministro de Gobierno, Carlos Mesa, garantizar el cumplimiento de la Carta Magna y el trabajo periodístico.

“Debemos pedir a la máxima autoridad que se cumpla la CPE, en este caso, la máxima autoridad de la Policía es el ministro de Gobierno, Carlos Romero (…), porque los periodistas no pueden estar amedrentados y tener temor de ejercer su trabajo”, afirmó Miralles a EL DIARIO.

El representante recalcó que la Constitución es la norma suprema que garantiza un Estado de Derecho y reprochó el rol político que está cumpliendo la Policía que se convirtió en un brazo operativo del MAS vigilando a periodistas, según el audio donde hablaron autoridades de la Policía boliviana.

Además, Miralles dijo que esta acción no solo atenta a la prensa sino a toda la población porque la misma tiene derecho a informarse y negó que la labor de la prensa se convierta en ataques para desinformar.

Agregó que lo único que hacen los periodistas es trabajar en el marco de la Constitución, que está plasmado en los artículos 21 y 107, es decir con veracidad y responsabilidad, caso contrario están sujetos a sus tribunales de autorregulación ética.

Sobre el mismo tema, la Asociación Nacional de Periodistas de Bolivia (ANPB), la Asociación de Periodistas de La Paz (APLP) y la Federación de Trabajadores de la Prensa de la Paz (Ftplp) manifestaron su “enérgica condena y rechazo a las acciones de amedrentamiento y franca violación a la libertad de expresión”, que está contemplada en la Constitución.

El pronunciamiento que publicaron, estas tres instituciones señalan que “el audio filtrado a través de las redes sociales revela que la Policía organizó 84 grupos digitales para espiar a periodistas y políticos, versión que no fue desmentida por el propio comandante general de la Policía Faustino Mendoza”.

Entonces en ese sentido las instituciones piden a la Policía que se dedique a su trabajo que ordena la Ley Orgánica de “combatir la delincuencia y precautelar la seguridad de los bolivianos, porque la Policía no debe convertirse en el brazo operativo del gobierno de turno”, indica el comunicado.

Asimismo, solicitan que el comandante sea sometido a un proceso por violar la Carta Magna que establece claramente que la institución no puede realizar actividad política partidaria, en ese sentido expresan toda la solidaridad con los periodistas que se vean afectadas y que se defenderá de forma constante la libertad de expresión.

En tanto, el candidato presidencial de la alianza “Comunidad Ciudadana”, Carlos Mesa también cuestionó el rol de vigilancia de la Policía Boliviana, tras conocerse a través de un audio que hace un seguimiento a las redes sociales de políticos opositores y periodistas.

Asimismo, mediante su cuenta de Twitter, reprochó el rol de la policía. “En las dictaduras, la policía que debe dedicarse a la seguridad de la ciudadanía, es usada para perseguir, vigilar y acosar a quienes piensan diferente al poderoso. Este manoseo de nuestra policía, distorsionando su rol de servicio a la población debe terminar!!”.

El Diario