FmBolivia
Radio FmBolivia

Paceños rechazan el paro y optan por teleférico, Puma y caminatas

21

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Entre las 8:00 y 10:00 de ayer, las filas de personas en las líneas Morada, Amarilla, Plateada, Roja y Verde parecían interminables. En las paradas del PumaKatari de la ruta Achumani-San Pedro, decenas de ciudadanos esperaban la llegada de los buses ediles. En las laderas, cientos de vecinos decidieron caminar para llegar a trabajos. Así los paceños se dieron modos para enfrentar el paro de transporte.

Carla tardó casi dos horas entre filas de transbordos y viajes desde la línea Azul hasta la estación de la Curva de Holguín de la línea Amarilla del teleférico. Salió de su casa a las 7:00 y llegó a la universidad a las 9:00.

A la misma hora, Edwin Mérida, llegó a su trabajo, en la avenida 6 de Agosto. Al observar las filas que se extendían hasta por dos cuadras en el teleférico, decidió caminar hasta el centro. “Me mandaron fotos de las estaciones y pensé que tardaría mucho. Decidí caminar”, explicó.

Para llegar a su trabajo, Mérida recorrió diferentes puntos: La Ceja de El Alto, las gradas del Tejar, Entre Ríos, Max Paredes, Eloy Salmón, Rodríguez, San Pedro, 20 de Octubre y 6 de Agosto.

Ante las largas filas de la estación de Ciudad Satélite de la línea Amarilla del teleférico, Lilian Morales decidió bajar por las gradas. “Había una travesía muy larga en el teleférico, había una inmensa fila y me fui por las gradas, primero hasta la Buenos Aires y luego hasta Sopocachi”, contó.

Para llegar a la zona Sur, Miguel Apaza viajó por las líneas Plateada y Amarilla. Contó que sólo la fila en el transbordo tardó alrededor de 30 minutos.

Como una respuesta al paro de los choferes, los ciudadanos decidieron transportarse por dos de las siete líneas del PumaKatari. Los tramos hacia Chasquipampa y la recién inaugurada hacia Achumani circularon por rutas alternas. Sin embargo, los servicios hacia Villa Salomé, Inca Llojeta, Irpavi, Integradora y Caja Ferroviaria fueron interrumpidos ayer por la mañana.

En las zonas de Calacoto, San Miguel y Achumani, decenas de vecinos realizaron filas en las paradas de los Puma.

En redes sociales, los ciudadanos expresaron su rechazo al paro de los choferes del servicio público y sugirieron buscar otras opciones de transporte. “Y así… feliz en el PumaKatari. Hoy (ayer) voy al trabajo con la certeza de que los paceños cuando hacen la lucha, lo logran. Gracias, gente querida y valiente que se puso al frente de los choferes sindicalizados. ¡Hoy (ayer) respiro libertad! ¡Viva La Paz!”, expresó en redes sociales la periodista Ximena Galarza.

“Yo sé que ha sido difícil para muchos llegar hoy (ayer) a sus destinos. Pero qué lindo es no escuchar minibuses en la calle”, escribió Verónica Avendaño.

Antes de la inauguración de su primera ruta, el 24 de febrero de 2014, los buses PumaKatari ya fueron motivo de movilizaciones por parte de los choferes. Según la comuna, los transportistas paralizaron y bloquearon la ciudad tres veces por año contra los buses municipales.

“Son protestas con afanes políticos”, dijo el presidente de Control Social de La Paz, Walter Sempértegui, respecto a los 17 bloqueos que realizaron los choferes durante los seis años de vida del PumaKatari.
Personas optaron por caminar ayer, ante bloqueos de choferes.
Foto.Página Siete

“Hay que recordarles a los choferes sindicalizados y a la Central Única de Transporte Urbano de La Paz que en esta ciudad los únicos transportes públicos eficientes son el teleférico y el PumaKatari porque dependen del Estado. Los choferes son servicios privados”, dijo.

Efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de La Paz se desplegaron encubiertos a los servicios de transporte alternativo para evitar hechos delictivos.

“La Felcc –por el día de paro– realizó un patrullaje encubierto en las diferentes paradas del teleférico y en rutas donde exista algún tipo de bloqueo para identificar a las personas que se dedican al ilícito o hacer algún tipo de daño a la propiedad privada o pública”, sostuvo el director de esa entidad, Sergio Bustillos.

“Por la gran cantidad de gente y al no existir transporte público, las personas se están volcando a las estaciones del teleférico para trasladarse. Por la experiencia de los investigadores, es un centro propicio para que se cometan algún tipo de robos”, declaró el oficial.

Aprovechan taxis y trameadores

“¿Cuánto de Obrajes al Centro?”, se preguntó ayer por la mañana a un conductor de radiotaxis. “Cuesta 35 bolivianos porque me voy a arriesgar”, respondió.

Ayer no circularon minibuses o micros del transporte público para cumplir un paro contra los buses PumaKatari. Ante esa situación, los taxistas aprovecharon la situación para obtener mayores ganancias. Por ejemplo, un pasaje en taxi de la estación de Irpavi de la línea Verde del teleférico a la calle 23 de Calacoto costaba 20 bolivianos.

Esto se debe a que los choferes no sacaron sus minibuses o micros para bloquear las calles. De esta forma, permitieron el paso de los vehículos particulares y de los radiotaxis.
Vecinos hacen filas para subir al PumaKatari de Achumani, ayer.
Foto:La Paz Bus

Otros que aprovecharon la situación fueron algunos minibuses que llevaban pasajeros de un punto de bloqueo a otro. Desde la avenida Busch hasta la Camacho, los conductores cobraron un pasaje; desde Pampahasi hasta San Antonio otro. Este trameaje fue evidente en varios puntos de la ciudad.

Pagina Siete.

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas