Antes, el MAS rechazó crear comisiones para indagar millonarios casos de corrupción

68

En la última gestión de Evo Morales, en el Movimiento Al Socialismo (MAS) rechazaron las solicitudes para conformar comisiones del Legislativo para indagar millonarios casos de corrupción.

Los casos son Fondo Indígena, barcazas, Banco Unión y Uelicn, que tienen que ver con más de 300 millones de bolivianos. El partido azul arguye que no era necesario establecer comisiones para investigar, dado que la Fiscalía ya indagaba al respecto.

No obstante, el lunes, en menos de 24 horas, el MAS impulsó la creación de dos comisiones legislativas, una para investigar el caso Respiradores y otra para las denuncias en empresas estatales.

Para el oficialismo, el MAS, en la época de Evo, utilizó su mayoría legislativa para impedir la fiscalización y hoy la usa para afectar a la presidenta Jeanine Añez.

“Son muchísimos casos en los que el MAS se negó a conformar una comisión. El MAS, en los últimos años, utilizó discrecionalmente su representación parlamentaria, no para actuar, sino para encubrir hechos de corrupción y ahora quieren hacerse los grandes paladines de la lucha contra la corrupción”, dijo el diputado de Demócratas Tomás Monasterio.

Edgar Montaño, diputado del MAS e integrante de la comisión del caso Respiradores, niega que se trate de politizar el tema. “Los que antes defendían la legalidad (de las comisiones), ahora son los primeros en estos seis meses en tener semejante corrupción”, expresó.

Los cuatro casos

En la sesión plenaria del 4 de marzo de 2015, el MAS por unanimidad rechazó la solicitud de conformar una comisión para investigar el caso del Fondo Indígena. Entonces, el partido azul argumentó que el Ministerio Público investigaba el caso.

El 12 de febrero de ese año, la Contraloría denunció un presunto daño económico de al menos 71 millones de bolivianos por 153 proyectos del Fondo Indígena.

El 28 de agosto de 2015, el pleno del Senadores, donde el MAS tiene mayoría, rechazó la conformación de una comisión para investigar el caso barcazas. El argumento fue que las personas no pueden ser juzgadas dos veces por el mismo delito y que la Fiscalía ya investigaba el caso.

Entonces, la bancada de Unidad Demócrata planteó conformar una comisión para investigar la compra irregular de 16 barcazas y dos empujadores, en 2010, que provocó un daño económico de 30 millones de dólares (más de 200 millones de bolivianos).

El 27 de septiembre de 2017, la gerencia del Banco Unión reveló que hubo un desfalco de 37,6 millones de bolivianos. El 8 de noviembre, el diputado Luis Felipe Dorado indicó que el MAS, a través de la comisión de Planificación, rechazó conformar una comisión para investigar el caso.

El 18 de abril de 2019, UD solicitó conformar una comisión para fiscalizar a la Unidad Ejecutora de Lucha Integral Contra el Narcotráfico (Uelicn). El MAS desestimó la idea y señaló que ésa era una “tarea del Ejecutivo”. Un mes después se denunció un presunto favorecimiento en la adjudicación de contratos de la Uelicn a un consorcio de empresas colombianas y que tres empleados recibieron 71.271 bolivianos en cuentas particulares.

Ministros están en la mira de la comisión

3El diputado Édgar Montaño, que integra la comisión de investigación del caso Respiradores, anunció el martes que la presidenta Jeanine Añez y el ministro de Gobierno, Arturo Murillo, serían incluidos en las investigaciones. “El exministro Marcelo Navajas dijo que la señora Jeanine Añez y el señor Arturo Murillo fueron los que recibieron los respiradores”, señaló Montaño. Por su parte, el senador Edwin Rodríguez dijo que también se debe indagar a la canciller Karen Longaric.

Pagina Siete

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More