Carlos Mesa propone que el Estado pague deudas a constructores para generar liquidez en la economía

24

El Candidato a la presidencia por Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa, propuso este lunes que el Estado pague las deudas que tiene con sus acreedores, principalmente del sector de la construcción, para inyectar liquidez y de esa manera dinamizar la economía del país.

“Nosotros proponemos que, en vez de hacer planes ampulosos sobre reactivación económica que son de difícil aplicación; nosotros, proponemos que el Estado genere liquidez pagando las deudas a sus contratistas en la construcción”, dijo en su habitual mensaje por Facebook.

Recordó que uno de los sectores más importantes en la economía del país es la construcción, porque genera miles de fuentes de empleo directos e indirectos y que está duramente golpeado en este momento porque el Estado le adeuda más de 2.500 de bolivianos.

Mesa explicó que sí, las alcaldías, gobernaciones y el gobierno central honran sus deudas con los constructores por obras ya ejecutadas inyectará recursos y va a dinamizar de esa manera la economía, no solamente de los empresarios de la construcción sino de sus proveedores y toda la cadena hasta llegar hasta la base de la sociedad.

“Esa puede ser una acción efectiva, eficiente y positiva para ayudar a una economía que atraviesa una economía tan difícil”, subrayó el expresidente y candidato al destacar que las soluciones a la situación que vive el país necesita de iniciativas reales para salir de la crisis de salud por el coronavirus y el de la economía.

El pago de las deudas a las constructoras representaría llegar a proveedores (ferreterías, cementeras, vidrieras, ladrilleras, entre otros), albañiles, arquitectos, ingenieros, transportistas, entre otros sectores que forman parte de esta cadena.

La aparición del primer caso de Covid-19 en Bolivia el pasado 10 de marzo y la cuarentena establecida posteriormente derivaron en la paralización total de las obras y proyectos de construcción, tanto públicos como privados, que se desarrollaban en el territorio nacional, lo cual—según La Cámara Boliviana de la Construcción (Caboco)—provoca pérdidas por aproximadamente Bs 3.000 millones.

“El coronavirus está generando una situación gravísima de salud, pero tan grave también en la economía”, dijo Mesa al insistir que la economía nacional necesita de liquidez para que no crezca la recesión.

En el sector de la construcción, que ya sufría embates económicos por los conflictos de octubre y noviembre del año pasado, están en riesgo en el país— según el presidente Cámara Departamental de la Construcción de La Paz, Luis Bustillo—470 mil empleos porque no cuentan con los recursos para seguir operando.

Por ello, la propuesta de Mesa, de inyectar recursos a la economía nacional con el pago de las deudas a este sector, es viable para ayudar a la economía nacional que está duramente golpeada a consecuencia de la pandemia que azota al país, que ya cobró la vida de 2.583 personas.