“El pueblo expresó su voluntad”

1

El vicesecretario de Estado Adjunto para el Hemisferio Occidental del Gobierno de Estados Unidos, Kevin Michael O’Reilly, quien llegó a Bolivia, en un encuentro con la prensa se refirió a varios temas entre ellos, la reelección presidencial y destacó que cada país debe tomar dicha decisión, según las normas constitucionales. Destacó que en Bolivia el pueblo expresó su voluntad.

“Como cada democracia en el mundo al menos tiene que amenizar el debate (sobre la reelección) y cada sociedad toma la decisión según las normas constitucionales y la voluntad de su pueblo, en varias ocasiones, por ejemplo, acá, el pueblo expresó su voluntad”, afirmó O’Reilly, según reporte de la agencia ANF.

El funcionario estadounidense llegó a Bolivia días atrás y sostuvo un encuentro con el canciller del Estado, Diego Pary. El Gobierno boliviano no anunció ante los medios el encuentro y lo mantuvo en reserva. Solo un mensaje en Twitter reflejó el hecho.

“Canciller @DiegoPary se reúne con el Vicesecretario Adjunto para Asuntos del Hemisferio Occidental, Kevin O’Relly, para compartir temas de interés en el ámbito bilateral y comercial”, dice el mensaje en la página de la Cancillería boliviana.

La mañana de ayer, O’Reilly sostuvo un desayuno con periodistas de La Paz donde abordó distintos temas. Destacó que su llegada a Bolivia es para analizar las relaciones bilaterales entre ambos estados. Asimismo, subrayó que el gobierno de Trump respeta la democracia boliviana.

“Estados Unidos respeta el derecho soberano del pueblo boliviano a decidir su propio futuro. En las elecciones generales de este año, los ciudadanos bolivianos son quienes deben elegir a sus líderes a través de procesos plenamente democrático, transparentes y sin interferencia. Como dijo nuestro encargado de negocios, Bruce Williamson, Estados Unidos no apoya ni a candidatos ni a partidos políticos, sí apoyamos el fortalecimiento de la democracia, la transparencia y el Estado de Derecho de Bolivia”, destacó Michael O’Reilly.

Asimismo, reiteró que Estados Unidos quiere y buscará mantener una buena relación con cualquiera que sea el próximo gobierno que esté al frente de Bolivia.

“Quisiera reiterar que el compromiso de mi gobierno con los elementos esenciales de la relación bilateral es fuerte y continuará durante el período del próximo gobierno boliviano elegido democráticamente”, afirmó.

O’Reilly también destacó que “Bolivia y Estados Unidos comparten la misma meta de tener instituciones democráticas” y agregó que “es fundamental el respeto de la independencia del poder judicial, el pluralismo político y la libertad de expresión, pilares esenciales en cualquier democracia”.

El diplomático estadounidense se encuentra de visita en Bolivia para, según explicó, conocer un poco más al país y para conversar con autoridades del país, empresarios y otros sectores de la sociedad “que hacen posible la estrecha amistad que mantenemos los ciudadanos de nuestros dos países y que esto sea impulso para una cooperación económica e intercambio cultural, ahora y en el futuro”.

POSTURAS

Para el diputado Lino Cárdenas (MAS) puso en duda la posición del delegado estadounidense al recodar que los detractores de la candidatura a la reelección de Morales pidieron la intervención de Donald Trump.

“Una visita producida en ese contexto nos deja esa posibilidad de que pudiera haber venido a ordenar el escenario político opositor en atención a que hay un conjunto de alternativas que no han podido unificarse, hay una campaña totalmente desordenada al que están desarrollando. Yo veo que esta visita tiene mucho relacionamiento con esta situación por la que pasa la oposición”, mencionó.

En contraste, la diputada opositora Norma Piérola reconoció el interés de los rivales políticos de Morales para reunirse con el enviado de Trump.

“Pedimos nosotros que, si se puede, reunirnos, podría ser una oportunidad para poder hacer que ellos hagan la gestión de que se emita la opinión consultiva que tanto nosotros estamos gestionando”, dijo.

La oposición boliviana gestiona una opinión consultiva a la Corte Interamericana de Derechos Humanos sobre la nueva postulación del mandatario boliviano con el fin de evitar una posible reelección.

El Diario.