Clima de incertidumbre afectará a liquidez

9

Las entidades públicas aseguran que la liquidez en el sistema financiero está garantizada, los expertos señalan que un clima de incertidumbre podría incidir en su liquidez, mientras el Banco Central de Bolivia (BCB) y la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI) elaboraron normas al respecto para alejar la iliquidez, y algunos bancos empezaron a aumentar tasas de interés pasiva para prevenir algún problema que provoque ésta situación.

Por ejemplo, Jaime Dunn, consultor internacional sobre finanzas, dijo a ANF que el sistema financiero boliviano es sólido y solvente, pero advirtió que un clima de incertidumbre política y social puede afectar la liquidez y generar un mayor descalce.

Entre tanto, la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero informó, mediante nota de prensa, que las entidades financieras tienen niveles adecuados de calce entre los activos y pasivos que mantienen en el marco de las operaciones que desarrollan en el sistema financiero nacional, aspecto que es monitoreado de forma permanente.

“Un «descalce» de plazos entre activos y pasivos implica un mayor riesgo de liquidez, pues la entidad podría no ser capaz de cumplir con el pago de sus obligaciones. Al respecto, la reglamentación establece directrices básicas para la gestión del riesgo de liquidez, que incluye la determinación de límites internos prudenciales y un seguimiento continuo del calce de plazos. Gracias a la regulación y supervisión prudenciales los activos líquidos del sistema financiero representan el 56% de los depósitos de corto plazo”, asegura la ASFI en su nota.

Dunn recomienda no preocuparse de sobremanera, ni sobre-reaccionar ante el clima de incertidumbre, porque el sistema financiero es solvente. Sin embargo señaló que la gente tiende a demandar más la compra de dólares.

BOLSA BOLIVIANA DE VALORES

También se puede observar, mediante reportes de prensa, que la banca acudió a la Bolsa Boliviana de Valores, y que los porcentajes de valores emitidos aumentaron considerablemente entre 2018 y 2019.

Los créditos en los últimos años se incrementaron más que los depósitos en el sistema financiero, y la brecha entre ambos disminuyó, y por ello la banca tuvo que acudir a otras fuentes de financiamiento.

Ante ese panorama el BCB y la ASFI emitieron varias normas referidas a la liquidez del sistema financiero, y éstas dieron márgenes para que las entidades bancarias puedan aumentar su liquidez, a través del aumento de la tasa de interés.

En su momento, el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, mediante una nota de prensa, señalaba que para «garantizar el nivel de liquidez adecuado que requieren las entidades del sistema financiero» están la reducción de 25 a 15% del límite de inversión de las entidades financieras en el exterior, la disminución de 25 a 5% del límite de inversión en el exterior para los nuevos fondos de inversión abiertos y cerrados del mercado de valores, entre otros.

PANORAMA ECONÓMICO

Por otra parte, el economista Mauricio Ríos, en su Bloq, señala que la última vez que el BCB modificó los protocolos de efectivo en bóveda, a la vez que estableció el actual tipo de cambio fijo, fue en 2011, cuando las reservas se encontraban en alrededor de los 12.000 millones de dóalres.

«No mucho más tarde, el BCB dejó de reportar sus habituales cifras semanales que incluyen, desde luego, el nivel de reservas internacionales. El último reporte en su página web data del 27 de septiembre con un nivel de reservas de 7.656 millones de dólares, cuando habían caído a mínimos de septiembre de 2008, alrededor de la crisis de Lehman», opina.

El Diario.