Hospital Arco Iris es conocido como el nosocomio sin dolor

44

La sólida experiencia de atención centrada en el paciente, con miras a evitar el dolor, de profesionalidad y trabajo en equipo que todos los empleados adoptan, y la calidad, humanidad, eficiencia que conforman su reputación y marcan su trayectoria hacia la excelencia, han convertido al hospital Arco Iris en uno de los referentes de atención médica en Bolivia.

Su prestigio ganado es resultado de una exhaustiva e intensa labor, científica y social en beneficios de los pacientes, gracias a la excelencia en gestión de los servicios que presta, con importantes avances, en el campo tecnológico.

El reconocimiento alcanzado por el Hospital Arco Iris, también es fruto del trabajo, compromiso y profesionalidad de todos sus profesionales en salud, y sus trabajadores, lo que se constituye en un estímulo para seguir mejorando, en la búsqueda de la excelencia, sobre la base de varios pilares como: la asistencia sanitaria, la prevención en salud, la investigación y la gestión responsable.

Esta labor lo ha llevado a recibir más de 10 reconocimientos como: el Honor al Mérito, el Certificado por la Gestión de Calidad en Salud Excelencia 2010 – 2011, la medalla a la Excelencia Institucional, el Premio a la Excelencia Institucional, el Premio Empresarial La Paz Líder 2010, entre otros.

El hospital Arco Iris, pertenece a la Fundación del mismo nombre y fue fundado el 27 de septiembre de 2001, desde entonces su principal meta es “cuidar de la salud y bienestar de las personas, promoviendo servicios de salud excelentes, con el paciente como centro de la atención.

Los servicios sanitarios son realizados con el apoyo de profesionales altamente cualificados, las más modernas instalaciones y avanzados medios tecnológicos; en opinión de los profesionales médicos entre sus principales “factores claves del éxito”, se encuentran también los equipos con tecnología de última generación, con la que cuenta la institución como: Terapia intensiva, Ecografía, Radiología, Tomografía, Laboratorio, Cirugía y Neurología.

En opinión de sus galenos el éxito más impresionante de sus líderes hospitalarios es una fuerte cultura organizativa de atención centrada en el paciente, de profesionalidad y trabajo en equipo, que todos los empleados adoptan.

En este sentido, los principales desafíos de su estrategia apuntan a “garantizar la eficiencia y la sostenibilidad del sistema de salud y desarrollar la continuidad de la atención.

El hospital Arco Iris cuanta con varias especialidades en las que se prestan atención con alta calidad, entre las que se encuentran Terapia intensiva, Ecografía, Radiología, Tomografía, Laboratorio, Cirugía, Cuidados intensivos neonatales y Neurología.

El doctor Alberto Fernando Saavedra Bilbao La Vieja, uno de los responsables de imagenología, señaló que en el Hospital Arco Iris, se cuenta con tecnología de última generación, con la finalidad de ganar precisión y mejores resultados en los diagnósticos. Los aparatos son de beneficio para los pacientes que llegan al nosocomio, quienes no tienen la necesidad de salir del lugar para sacarse una tomografía.

“Los equipos permiten mayor exactitud, porque logran diagnósticos valiosos por imagen para conocer la situación de salud del paciente”, dijo.

El hospital Arco Iris cuenta con equipos para atender estudios de imagenología como: Endoscopia, Ecografía Doppler, Mamografía, Radiología, Video-endoscopía, Tomografía Multicorte, Electroencefalograma, Electrocardiografía, con alta capacidad de resolución; la calidad de la imagen posibilita resultados oportunos, cuando se realizan los estudios médicos a los pacientes.

El área de gastroenterología, entretanto, busca evitar las complicaciones drásticas y encontrar alternativas para descifrar el estado del cáncer gástrico, razones por las que el doctor Álvaro Cárdenas Delgado comenzó una ardua labor para poner en marcha esta unidad, con la finalidad de responden a la demanda de los pacientes que diariamente llegan hasta el Hospital Arco Iris.

Explicó que la gastroenterología permite el estudio de la función normal y las enfermedades del esófago, estómago, páncreas, vesícula biliar, conductos biliares e hígado. Este trabajo implica una comprensión completa de estas partes del cuerpo para poder realizar diagnósticos oportunos y precisos.

Para los exámenes de los pacientes –dijo– es imprescindible realizar una endoscopia, que nos permite realizar una exploración y visualización directa de todos los órganos del cuerpo, como las vías biliares y el páncreas

En este campo, la coloroscopia es una exploración que permite la visualización directa de todo el intestino grueso y también, si es necesario, la parte final del intestino delgado. Se utiliza a modo de prueba diagnóstica y permite la extracción de biopsias en el proceso terapéutico.

Por su parte, el doctor Darko Sánchez Bacarreza, médico anestesiólogo del Hospital Arco Iris, explicó que la institución se distingue por contar con un especialista en esta área, a tiempo completo, para atender cualquier necesidad o urgencia que se pueda presentar en los pacientes.

“Contar con un médico anestesiólogo las 24 horas, no la tienen otros hospitales, lo que permite al Hospital Arco Iris una atención anticipada y en el menor tiempo posible, cuando un paciente requiere una cirugía, trabajo que cuenta con el seguimiento cercano de cirujanos especialistas y la facilidad de exámenes complementarios dentro del mismo nosocomio”, aclaró.

El quirófano tiene la ventaja de contar con una sala de recuperación post anestesia y donde los pacientes continúan recibiendo asistencia médica, porque “ellos no se quedan solos en ningún momento”, precisó al señalar que el servicio cuenta con un plan de analgesia post operatoria, a cargo de un especialista en dolor, por lo que el hospital es identificado como un hospital sin dolor.

El Hospital Arco Iris, también cuenta con un área de Farmacia, que suministra medicamentos, de acuerdo con las patologías y necesidades de cada paciente.

El doctor Walter Vega, responsable de área de Farmacia, señaló que una responsabilidad digna de resaltar es la labor social que se cumple con la entrega de medicamentos gratuitos a los pacientes de escasos recursos.

Esta labor –sostuvo– no sólo se cumple dentro el Hospital Arco Iris, sino también en otros nosocomios, con el único fin de llegar a los pacientes con economías limitadas, “para ayudarlos a llevar adelante sus tratamientos, en procura de su restablecimiento total”, explicó.

Es de destacar la cultura del hospital, centrada en el paciente, atención y apoyo mutuo, con toda las áreas, siendo la colaboración y el trabajo en equipo claramente visibles en todas las especialidades de la institución, lo que permite al centro avanzar hacia el éxito, a través del talento de los profesionales.

El Diario.