Niños y adultos debaten sobre seis temas para mejorar Bolivia

4

La educación, la salud integral, los derechos sexuales y reproductivos, la igualdad de género, el medioambiente y el derecho a la libre expresión son los seis temas que debatieron niños y adultos en un encuentro que busca crear una red de derechos humanos. El viernes, después de un debate y un análisis, los participantes presentaron una declaratoria que será enviada a las autoridades, además se buscará que este manifiesto forme parte de una agenda pública.

Los participantes son niños y jóvenes que desde sus comunidades ya han trabajado en defender de los derechos humanos, explicó María Belén Paz, directora para Latinoamérica de Act2gether (Actuando juntos).

“Lo interesante es el trabajo intergeneracional que logramos. Participaron diferentes defensores de derechos humanos, como Waldo Albarracín, Zulema Alanes y Loyola Guzmán, ellos nos han inspirado con su lucha por los derechos humanos y se han encontrado con otros defensores de derechos humanos que han sido defensores y han cambiado sus comunidades”, dijo.

Entre ese centenar de niños estaba Juan Ángel Castillo, de 12 años y vicepresidente del comité municipal de Montero. Desde su comunidad, él trabajó para evitar que los estudiantes falten a sus escuelas. “Los niños y adolescentes estamos participando en estos eventos coordinados con adultos sin diferenciar las edades”, destacó.

“A mí me interesa el derecho a la educación de calidad. De acuerdo a unos cronogramas hemos registrado a unos tres niños que han estado con uniforme y jugando más de cinco horas”, explicó sobre la tarea que desarrolló en su municipio.

Pero la lucha de los niños por los derechos humanos abarca muchos más temas que la educación. Michel Villareal, una joven de 17 años, es parte del movimiento Fridays For Future, que consiste en las manifestaciones que reclaman acciones por el cambio climático. Ella pertenecía a la mesa por la defensa del medioambiente.

“Nuestro movimiento se encarga de la concientización sobre el cambio climático y a tomar acción frente a esto que se viene y nos hace supervulnerables. Que se instale una mesa de planteamiento nos parece genial”, destacó Villareal .

¿Cómo actuar frente a tanta información durante conflictos? fue uno de los temas que jóvenes abordaron en la mesa Derecho a la libre expresión. Entre los integrantes destacó Nelly Yana, una adolescente de 15 años y representante del comité niña, niño y adolescente del concejo de El Alto.

“En mi mesa vimos que las leyes se quedan en el papel, no siempre se ejecutan, vimos cómo se puede hacer para que todas las personas se expresen libremente”, comentó. Destacó que en el encuentro participan personas adultas que son expertas en los temas que abordan y dan su ayuda para que los niños resuelvan todas sus dudas.

Nayra Antezana es bióloga y participó del evento como facilitadora de la mesa de medioambiente. “La idea es dar un espacio donde puedan debatir niños, jóvenes y adultos, sobre tres ideas que puedan afectar al medioambiente y definir dos acciones directas que puedan dar los resultados. Al final se hará un manifiesto con todas las acciones directas que se hayan definido por mesas y según las áreas. Es una oportunidad para darles voz a los niños”, destacó la joven.

El foro “Niñas, Niños y Adolescentes como Defensores de los Derechos Humanos” se realizó en conmemoración de los 30 años de la Convención sobre los Derechos del Niño, Contó con el apoyo del Programa Inteligente Con Adolescentes (PICA) que creó una cápsula del tiempo para que los niños y jóvenes hablen sobre las problemáticas y las soluciones que encontraron.

“Los puntos abordados son los más importantes para los jóvenes y para la coyuntura del país, porque los jóvenes son muy activistas”, acotó Paz.

Uno de los propósitos del foro es establecer una comunidad de organizaciones e instituciones que adopta el abordaje de alianzas entre generaciones, sumándose a una lista de iniciativas nacionales, regionales y globales que apoyan la acción intergeneracional.

“Tenemos el privilegio de que en nuestro país el Código niño niña y adolescente tiene entre sus primeros principios el derecho a la participación de los niños. No sólo son sujetos de derechos sino son actores que pueden participar y hacer propuestas (…). El objetivo principal hoy día es tener una red de defensores de derechos humanos de todas las edades”, destacó Paz.

Pagina Siete.