La ONU concluye que Rusia cometió crímenes de guerra en Ucrania

La comisión de investigación de la ONU sobre Ucrania afirmó este viernes que «se cometieron crímenes de guerra» en el país desde que Rusia su vecino inició la invasión militar a fines de febrero pasado, lo que confirma las sospechas que existían.

El presidente de la comisión, Erik Mose, dijo en una primera presentación oral que enumera bombardeos rusos en zonas civiles, numerosas ejecuciones, tortura y malos tratos, y violencia sexual, que se llegó a esta conclusion «con base en las pruebas recogidas”.

«Nos impactó el gran número de ejecuciones perpetradas en las áreas que visitamos», ha señalado el experto noruego, que asegura que la misión investiga este tipo de asesinatos en 16 localidades ucranianas, aunque ha recibido denuncias creíbles de crímenes de este tipo en muchos otros lugares.

Muchos de estos asesinatos se perpetraron en personas previamente detenidas, destaca Mose, que ha desvelado que muchos de los fallecidos tenían las manos atadas a la espalda, heridas en la cabeza y cortes en la garganta, indicios que demuestran que se trató de ejecuciones sumarias.

El equipo de investigadores fue lanzado en marzo por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU para investigar las denuncias por el accionar de las tropas rusas en Ucrania. Luego, el consejo aprobó en mayo una nueva resolución que pedía a la comisión investigar específicamente las graves violaciones de los derechos humanos cometidas por las tropas rusas en las región de Kiev, Chernígov, Járkov y Sumy.

En sus investigaciones en esas cuatro regiones, la comisión visitó 27 ciudades y localidades e interrogó a más de 150 víctimas y testigos, indicó Mose. «La comisión investiga actualmente esas muertes en 16 ciudades y lugares. Recibimos acusaciones creíbles concernientes a otros numerosos casos de ejecuciones, que estamos documentando», declaró.

Los cuerpos hallados tienen señales visibles de ejecuciones, como las manos atadas por la espalda, heridas de bala en la cabeza y cortes en el cuello.

Testigos entrevistados por la misión denunciaron haber sido sometidos a palizas, descargas eléctricas y desnudez forzada durante detenciones ilegales, en algunos casos después de ser llevados desde Ucrania a territorio ruso. El experto noruego también denunció el reiterado uso de artefactos explosivos en zonas no militares, que han afectado áreas residenciales, escuelas, hospitales y otras infraestructuras, que según la Oficina de Naciones Unidas para los Derechos Humanos han causado la muerte de unos 6.000 civiles en siete meses de conflicto.

Fuente: Urgente.bo

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más