Descartan que los lixiviados contaminaran río Achocalla

6

La Universidad Mayor de San Andrés (UMSA), a través de su laboratorio de calidad ambiental, concluyó que las aguas de la quebrada Alpacoma y el río Achocalla no fueron contaminadas con los líquidos lixiviados del relleno sanitario. El estudio se realizó luego del deslizamiento de este vertedero el pasado 15 de enero.

“Los resultados del laboratorio -encargados por Tersa a la UMSA- establecen que no se ha producido contaminación, ni en el río ni en las aguas por efecto del deslizamiento y, además, por las medidas adoptadas de manera oportuna”, sostuvo ayer el alcalde, Luis Revilla.

Los técnicos ambientales de la UMSA tomaron cinco muestras de las aguas de la quebrada Alpacoma, como también del río Achocalla. En el informe conclusivo se refiere que “muestran aguas negras con presencia de colifecales, nitritos (…) respecto a las aguas receptoras”.

Además, esa contaminación es consecuencia de la existencia de “múltiples botaderos de escombros, microbasurales, actividades domésticas, industriales que vierten sus aguas al cauce del río Alpacoma”. En ese contexto, el estudio concluye que “las aguas del río Achocalla no han sido afectadas por los lixiviados del relleno Nuevo Jardín (de Alpacoma), al igual que las aguas de la quebrada Alpacoma que han sido desviadas mientras dure el periodo de mitigación”, afirmó.

Revilla recordó que la Municipalidad firmó un contrato con Tersa hace 14 años a través de una concesión que implica un proceso de licitación. Explicó que hubo cuatro contratos modificatorios al contrato principal con Tersa.

Pagina Siete.