Cocalero César Apaza permanece enmanillado a una camilla a la espera de una resonancia magnética

Continúa el peregrinaje de la familia Apaza por el acceso a la justicia y a la salud para el exdirigente cocalero, que sufrió un cuadro de embolia la semana pasada en el penal de Chonchocoro y que permanece enmanillado a una camilla del Hospital de Clínicas (La Paz) a la espera de que le practiquen una resonancia magnética.

Este jueves por la mañana se llevó acabo una junta médica en este nosocomio, misma que determinó que a César Apaza se le realice una resonancia magnética para confirmar o descartar un «accidente cerebro vascular de tallo cerebral» y que dicho examen deberá realizarse este viernes.

La junta médica se reunió este jueves en el Hospital de Clínicas | Defensoría del Pueblo

Este dato fue confirmado por la Defensoría del Pueblo, a través de un comunicado de prensa. La entidad estatal, que estuvo presente en la junta médica, señaló que participaron «especialistas de los Servicios de Neurología, Psiquiatría, Imagenología, Emergencias, Dirección y Gestión de Calidad de ese nosocomio (Hospital de Clínicas)».

La reunión de estos especialistas se realizó ocho días después de que Apaza sufriera un cuadro de embolia y de que el cocalero, a través de su abogada Evelyn Cossío, pidiera una urgente evaluación de peritos especializados e imparciales, esto «ante los informes médicos que denotan cierto tipo de contradicción», según el documento que fue enviado a la Fiscalía de La Paz.

Solicitud de junta médica realizada por la defensa de Apaza a la Fiscalía

El estado de salud de Apaza le ha ‘estallado en el rostro’ a Régimen Penitenciario, puesto que al momento de sufrir el cuadro de embolia no había médicos en la cárcel de Chonchocoro y tuvo que intervenir el médico del gobernador Luis Fernando Camacho, que se encontraba atendiendo a la primera autoridad de Santa Cruz, que se encuentra con detención preventiva en ese penal de máxima seguridad.

Incluso, fue necesaria la intervención de la Defensoría del Pueblo para que Apaza pudiera ser trasladado hasta el Hospital de Clínicas.

A ocho días de este episodio, el cocalero continúa sin un informe médico definitivo sobre su estado salud y enmanillado a una camilla, tal como evidencian las imágenes a las que esta casa periodística tuvo acceso.

Justicia y acceso a la salud

El pedido de la familia de Apaza, que incluso ya ha acudido a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), es que no se le prive al exdirigente opositor al MAS su derecho a la salud, esto luego de que denunciara de que fue víctima de malos tratos por parte de un galeno del Hospital de Clínicas y de que representantes del Ministerio de Salud se apersonarán a ese nosocomio en busca, presuntamente, de su alta médica para que sea devuelto a Chonchocoro.

Incluso, la abogada de la familia de Apaza, Evelyn Cossío, le informó a EL DEBER que esta mañana fue impedida, tanto ella como la hermana del cocalero, de presenciar la junta médica y que desde el Hospital de Clínicas le amenazaron con iniciarle un proceso por hacer pública la situación de Apaza.

El diario EL DEBER no ha podido comunicarse con el responsable de este centro de salud para conocer su versión sobre este extremo.

César Apaza se encuentra detenido preventivamente por los hechos de violencia ocurridos durante la toma del mercado paralelo de Adepcoca, el pasado 8 de septiembre de 2022.

Fuente: El Deber

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más