Por decreto, Eduardo Veltzé llamó a comicios en 2005 y Evo Morales designó tribunos en 2006

3

El expresidente Eduardo Rodríguez Veltzé en 2005, mediante decreto supremo, convocó a elecciones presidenciales y Evo Morales, con el mismo mecanismo legal, en dos oportunidades -2006 y 2010- designó a magistrados del Órgano Judicial.

Esas acciones marcaron jurisprudencia y, por ende, el Gobierno tiene bases jurídicas para convocar a nuevos comicios y designar vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE) por decreto, afirmó el expresidente Jorge Tuto Quiroga y el constitucionalista Luis Vásquez Villamor, quienes presentaron dos proyectos de decreto supremo.

El 6 de junio de 2005, Rodríguez Veltzé promulgó el Decreto Supremo 28228, a través del cual convocó a elecciones para elegir al presidente, vicepresidente, senadores y diputados. Producto de esos comicios, que se realizaron en diciembre de 2005, fue elegido Evo Morales.

Con ese decreto, Rodríguez Veltzé también estableció que el nuevo presidente tomará posesión el 22 de enero de 2006.

Después de 18 meses, el 30 de diciembre de 2006, Morales promulgó el Decreto Supremo 28993, por medio del cual designó a cuatro magistrados interinos de la Corte Suprema de Justicia.

Cuatro años después, el 17 de febrero de 2010, Morales nuevamente empleó un decreto (432) para designar 18 tribunos de la Corte Suprema de Justicia, del Tribunal Constitucional y del Consejo de la Judicatura.

La finalidad de los decretos que emitió Evo Morales fue “dar continuidad a la actividad de los entes judiciales”.

Con esa jurisprudencia, Quiroga y Vásquez plantearon a la presidenta transitoria Jeanine Añez que a través de decretos designe a vocales del TSE y emita la convocatoria a comicios.

La propuesta surge -explicaron- ante las posturas que expresaron legisladores del MAS de rechazar, en sesión de la Asamblea Legislativa -convocada para hoy a las 15:00- la carta de renuncia de Morales.

En la mesa de diálogo, gestionada por la Iglesia y la Unión Europea, una de las condiciones que puso el masismo fue el retorno de Morales, quien abandonó el país el 11 de noviembre tras recibir asilo político de México.

Ante esa postura, Quiroga sostuvo que “hay suficiente jurisprudencia”. Agregó que Morales designó por decreto de forma interina a autoridades no sólo del Órgano Judicial, sino también a altas autoridades del Banco Central de Bolivia, de la Contraloría, de la Administradora Boliviana de Carreteras y de otras entidades, por tanto “Añez puede hacerlo en el Órgano Electoral”.

El presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Choque, afirmó que Añez “no puede gobernar con decretos como en el gobierno de Luis García Meza”, pues “hay legisladores electos por voto popular que piden que se practique la democracia y se convoque a elecciones”.

Frente a ello, Quiroga pidió a los legisladores del MAS viabilizar la salida y no sabotear, aprovechando su mayoría en la Asamblea Legislativa, la designación de vocales y la convocatoria a nuevas elecciones.

“A los legisladores del MAS les pido no sabotear la convocatoria. Evo Morales los abandonó. Está cómodo en el asilo, tomando tequila, comiendo enchiladas, llamándolos a ustedes para convulsionar Bolivia, pero no se dejen usar”, expresó Quiroga.

En tanto, el candidato presidencial de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, propuso que el MAS coadyuve con aprobar una ley, “producto de un acuerdo nacional”, que convoque a elecciones, además de desmovilizar en todo el país. El político indicó que si el MAS hace aquello se comprobará que quiere una solución pacífica, democrática y constitucional.

No obstante, Mesa indicó que si el MAS busca “marear la perdiz”, se habrá probado que no tiene una decisión de resolver problemas, sino por el contrario de colocar obstáculos.

Pagina Siete.