Trabajo inspecciona Panda y confirma que pasará a obreros

2

Luego de inspeccionar la fábrica INAL Ltda Helados Panda, el viceministro de Trabajo, Héctor Hinojosa, confirmó que se cumplen todas las condiciones para que se convierta en la cuarta empresa social, después de Cerámicas Victoria, Punto Blanco y Polar.

“El Ministerio de Trabajo puede señalar que al existir un abandono, existen las condiciones para ejercitar su derecho de constituir una empresa social. Esta empresa social empieza a partir de la voluntad de los trabajadores de declarar su constitución de empresa social”, dijo.

Hinojosa agregó que la justicia dio la razón a los trabajadores de la heladería, y que ya se están dando los primeros pasos para que INAL sea en una empresa administrada por los obreros.

La autoridad señaló que en la visita y reunión se pudo verificar que la producción está bajo la responsabilidad de los trabajadores y que los empresarios abandonaron la fábrica.
Un trabajador supervisa el trabajo de una de las máquinas.

“Hemos podido constatar que los empresarios han abandonado esta fuente laboral desde hace al menos un año y dos meses, pero a pesar de eso se esta avanzando en la producción y ya se están viendo resultados de este trabajo solidario de los trabajadores”, manifestó el viceministro.

Asimismo, sostuvo que en la actualidad la empresa emplea a un centenar de trabajadores, y sustenta además de forma indirecta al menos a 500 familias de proveedores de materia prima y vendedores, por lo que es importante evitar su cierre.

Alta demanda

El representante de los trabajadores, Samuel Huanca, apuntó que en los días anteriores y gracias a las campañas en las redes sociales impulsadas por los ciudadanos, la demanda de productos Panda se disparó, al punto de que incluso con dos turnos los trabajadores todavía no pueden cubrir los pedidos.

“Estamos tratando de mejorar nuestra producción, al momento estamos al 50% de nuestra capacidad, pero la demanda es alta en este momento, de todo lado nos llaman para vender nuestro producto, gracias a las campañas que se han hecho”, señaló.

Designarán aun interventor

El viceministro de Trabajo, Héctor Hinojosa, informó que los trabajadores iniciaron las acciones judiciales ante un juez laboral, para pedir un interventor, el cual será designado en los próximos días.
El viceministro Hinojosa (sentado, de rojo), con los obreros.

La autoridad también anunció que a partir de ese momento se podrán determinar las otras medidas que acompañan a la constitución de una empresa social y determinar la cantidad de la deuda que tiene la empresa con los trabajadores, como salarios devengados, aguinaldos, vacaciones, beneficios sociales, horas extras y otros beneficios de carácter social.

Hinojosa consideró que, sobre la base de la determinación de la deuda, se podrá cuantificar, ante el juez, una deuda preferente, que tiene preeminencia respecto sobre las otras deudas.

La Ley de Empresas Sociales tiene el objetivo de defender el derecho al trabajo, mantener vigente una fuente de trabajo y hacer que las familias que dependen de la empresa no queden desamparadas.

pagina Siete.