Muerte de un paciente con Covid-19 en transmisión en vivo desata polémica

La falta de indumentaria de bioseguridad, infraestructura, ambulancias, personal médico y la ética periodística fueron puestos en tela de juicio.

La muerte de un hombre con síntomas de coronavirus durante una transmisión en vivo del programa No Mentirás, de la red PAT, desató polémica por la situación en que se presta atención en salud a los pacientes en Santa Cruz y cuestionamientos a la ética periodística porque el medio transmitió en directo los trabajos de reanimación.

Los familiares del hombre comentaron que peregrinaron desde las 11:00 de la mañana en busca de atención médica y que la internación del paciente fue rechazada en cinco centros de salud. “Me dijeron ‘no hay campo’, tiene que llevárselo y no hay ambulancias. No sé qué vamos a hacer” lamentó una de sus familiares.

Con la última esperanza de conseguir ayuda, los familiares recurrieron al grupo de voluntarios “Ángeles contra el Covid” que presta atención médica en la unidad Educativa Juana Azurduy de Padilla de la zona Alto San Pedro de Santa Cruz. En donde se intentó reanimar al hombre durante más de 50 minutos.

La reportera del programa No Mentirás, de la red PAT, aprovechó el momento en que una de las voluntarias de “Ángeles contra el covid” explicaba que sobre las áreas para la atención y dice: “Vemos en la fase dos que hay un paciente en estado crítico, si podemos acercarnos”, mientras le siguen las cámaras e inicia la transmisión de la reanimación que se practica al paciente.

La prolongada transmisión en vivo de los trabajos de asistencia médica fue calificada como una “falta de ética periodística”, “morbo” y “una forma de subir el rating del programa”. Mientras se presentaba la transmisión también en la página de Facebook de ese medio, en algunos internautas señalaron que era una falta de respeto con los familiares que se tenga las cámaras cerca al paciente.

“Que poca ética transmitir en directo la muerte de un ser humano, en bien de captar más audiencia”, “Una vergüenza lo que están transmitiendo, todo por tener rating. Está bien que informen, pero no está bien que aprovechen del sufrimiento de la gente”, “Sean más respetuosos con los familiares, una falta de respeto que muestren esos momentos tan feos para una familia”, fueron algunos de los comentarios.

Como una forma de justificación, la presentadora Jimena Antelo leyó otros comentarios que pedían no cortar la transmisión en vivo. “Es necesario que la gente vea esto y tomen conciencia, cuiden su salud y a los suyos”, “PAT, transmitan sigan en vivo, es necesario que se muestre la realidad que pasamos como sociedad como país ante esta situación”, fueron los comentarios que presentó Antelo.

La mañana de este jueves en el programa Fama poder y ganas en radio Activa, el productor José (Pepe) Pomacusi y la presentadora de Jimena Antelo, se pronunciaron en respuesta a las críticas surgidas en redes sociales respecto a la falta de respeto a los familiares del fallecido con coronavirus. Señalaron que la transmisión en vivo permitió la llegada de personal médico de emergencias y que las imágenes permiten hacer una reflexión sobre la situación sanitaria.

“Los médicos dijeron que cuando vieron las imágenes en la televisión vinieron. La voluntaria que estaba ahí dijo ‘Tiene que llegar la televisión para que lleguen los paramédicos, venimos llamando hace más de media hora las ambulancias”, expresó Antelo.

“Había gente que decía ‘Está bien lo que están haciendo’ y gente que decía ‘está mal’ y dije ‘Jimena esto que se vea’, sobre todo porque momentos antes se presentó al presidente del Tribunal Supremo electoral hablando de las elecciones. Esto es un poco de la realidad para los líderes políticos”, señaló Pomacusi.

El productor se dirigió además a los periodistas que expresaron críticas contra la transmisión y dijo que para corregir una situación es necesario mostrarla. Comparó el video de la persona fallecida por Covid-19 con el video sobre la muerte George Floyd en Estados Unidos, que no fue censurado y sirvió para denunciar una injusticia.

“Lo que hemos mostrado anoche (en No Mentirás) intenta corregir una injusticia, que no dejen morir a alguien porque es pobre y que vean esta situación las autoridades que quieren hacer elecciones”, enfatizó Pomacusi.

La situación sanitaria en evidencia

Fuera de los cuestionamientos al programa por la transmisión en vivo, surgió otro tipo de polémica por la saturación de los establecimientos de salud, la falta de personal médico, equipamiento e insumos para la atención de pacientes con coronavirus.

Al principio una de las voluntarias de “Ángeles contra el Covid” señaló que en la unidad educativa donde brindaban atención solo tenían camas y mamparas para la atención. La mañana del miércoles solicitaron que las autoridades puedan proporcionarles una infraestructura y equipamiento.

Los voluntarios denunciaron que solicitaron una ambulancia para el traslado del paciente por más de una hora, pero que les indicaron que deben asegurar primero la internación en algún establecimiento de salud. “Por falta de auxilio Este señor, se va a morir. Lo máximo que nosotros tenemos aquí es un tanque de oxígeno, no podemos hacer nada más”, indicaron los volunarios.

Luego de más de 20 minutos de transmisión llegaron dos personas del servicio médico de emergencias en una patrulla policial e indicaron que el sistema sanitario estaba colapsado.

“Todos están ocupados, todo está colapsado. Nosotros somos de emergencias médicas tenemos un equipo que hace asistencia y pruebas a domicilio. Vimos esto por televisión y vinimos a ayudar. Lamentablemente el paciente falleció por un paro cardio respiratorio”, indicó uno de los médicos de emergencias.

Entre otras cuestiones también se observó la falta de indumentaria de bioseguridad y la precariedad en la que atienden los voluntarios de “Ángeles contra el Covid”. El personal que intentó reanimar por casi una hora al paciente con Covid-19 solo tenía barbijos y guantes para protegerse.

Página Siete

Los comentarios están cerrados.