El Alto, entre acogida a militares y debilitamiento en filas del MAS

6

Una de las imágenes más emblemáticas de la jornada en El Alto fue la que mostró a una mujer de pollera sosteniendo la wiphala sobre uno de los tanques de las FFAA. Así se resumió el apoyo de los vecinos para que los militares desbloqueen la zona de Bella Vista.

Decenas de vehículos con militares luciendo wiphalas llegaron ayer a la carretera que une El Alto con Copacabana para desbloquear el lugar. “Abran el paso”, decían los vecinos una y otra vez mientras agradecían con aplausos la llegada del Ejército.

Varios pobladores de Bella Vista se subieron a los motorizados de las FFAA y muchos ovacionaban su recorrido mientras ondeaban la wiphala, así lo mostraron fotografías difundidas en las redes sociales.

“Den paso, abran paso a los militares”, gritaban los ciudadanos alteños para que los otros vecinos dejen circular los vehículos militares y logren desbloquear las calles de este barrio.

Como ellos, vecinos de los 14 distritos de El Alto han manifestado que existen dirigentes afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) que los obligan a bloquear las calles y cerrar sus comercios ante la amenaza de saqueos.

“Queremos trabajar, queremos trabajar”, es una de las consignas que se puede observar en videos en las redes sociales.

Según una autoconvocatoria difundida en redes sociales, varios vecinos están hartos de que se los intimide para que asuman estas medidas y por ello se reunirán este 18 de noviembre en el obelisco de la avenida Cívica.

En la misma se señala que existen alteños que quieren la pacificación urgente de su ciudad. Además, demandan las garantías para circular y trabajar libremente con la finalidad de alimentar a sus familias.

“Basta de esos abusos, de unos cuantos que les gusta vivir de la política y utilizar al pueblo para que les sirvamos de escalera y luego acomodarse en diferentes pegas con jugosos sueldos”, destacó el comunicado de los vecinos que fue distribuido.

Otras voces se han unido al pedido de los vecinos para que se depongan las medidas de presión en favor de Evo Morales. Una de ellas es la de Néstor Yujra, dirigente de la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) El Alto, denominada como contestataria al gobierno del MAS.

A través de un video Yujra hizo un llamado para que los alteños no se dejen utilizar “por grupos vandálicos que solamente demuestran una mala imagen de la ciudad de El Alto”.

Las posiciones disidentes del movimiento que incita a apoyar a Evo Morales bajo la consigna “Ahora sí, guerra civil”, se hacen cada vez más recurrentes a través de los grupos de WhatsApp y las redes sociales. “Nosotros vivimos al día, necesitamos salir a trabajar, sin estar en riesgo de perder nuestra mercadería”, dijo un señor ambulante a un canal de televisión el viernes.

La necesidad de generar ingresos que garanticen alimentar a sus familias, querer vivir en paz y transportarse con normalidad son las razones de los vecinos que se oponen a las movilizaciones casi diarias que se organizan en El Alto que en más de una oportunidad se han tornado violentas.

Sobre El Alto

Contra el robo Vecinos de El Alto encontraron sacos de harina robados al comando regional de la Policía el pasado martes y desecharon el producto.
Rehenes El viernes un reporte de la Policía de El Alto reportó que los protestantes afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) tenían de rehenes a dos subtenientes. Las personas fueron liberadas.
Explosivos La Felcc de La Paz arrestó el viernes a 106 manifestantes de El Alto en diferentes zonas paceñas. Varios tenían en su poder explosivos. Sólo 37 quedaron aprehendidos.

Pagina Siete.