Deuda y falta de personal ponen en duda el SUS

El hospital de clínicas afronta varias necesidades antes de la implementación del seguro universal.

Una deuda de al menos Bs 100.000 y la falta de recursos humanos imposibilitarían la aplicación del Seguro Universal de Salud (SUS) en el Hospital de Clínicas, según informó el director de ese nosocomio, Omar Rodas.

Señaló que con las actuales condiciones no sería posible la implementación del nuevo seguro de salud, sin embargo apuntó que de incrementase el personal y cancelarse la deuda no habría inconveniente para que el Seguro Universal Gratuito sea implementado en el nosocomio.

Indicó que los más de Bs 100.000 que adeuda el municipio de La Paz y El Alto, están siendo subsanadas, para lo cual se establecieron mecanismos administrativos, lo que permitiría la cancelación parcial de ese monto y enfrentar el seguro universal.

Respecto a los recursos humanos, señaló que al momento el hospital cuenta con 1.000 funcionarios y se necesita aproximadamente un 20% más de personal.

“Estamos a la espera de respuestas sobre los recursos humanos que están siendo analizados por el Gobierno nacional y departamental (…) estimamos que a mediados de diciembre podamos contar con los profesionales requeridos, antes de la implementación del nuevo seguro”, declaró.

REESTRUCTURACIÓN

El director del nosocomio, explicó que se planifica una reestructuración, en la cual se clasificarán las emergencias, las mismas que serán atendidas por las 35 especialidades.

También se procederá a la habilitación áreas de estancia corta (menos de seis horas), en este sentido se necesita un laboratorio y una máquina de Rayos X, razón por la que se está trabajando para que se doten esas necesidades.

Asimismo, se incrementará la cantidad de especialistas en horarios de la tarde y en horario nocturno, se habilitarán consultorios de especialidades básicas, como medicina interna, medicina general, traumatología y en proyección se encuentran las subespecialidades clínicas y quirúrgicas.

EMERGENCIAS

Explicó que existen cinco colores internacionales de emergencias, el rojo, que implica un problema de salud que debe resolverse en menos de seis horas; el naranja, una urgencia que permite un trabajo en menos de 12 horas; el amarillo, una urgencia mediana, puede esperar más de 12 horas o puede transferirse a una especialidad; el verde que no es una urgencia, pero necesita de cuidados; y el azul que no es urgencia pero puede ser transferido a un primer nivel de atención.

“La buena identificación del tipo de emergencia no permitirá que la unidad colapse. Al momento el servicio atiende desde un resfrió, un derrame cerebral hasta un ataque al corazón”, dijo.

CONSTRUCCIÓN

Rodas aseguró que se aprobó un proyecto para la construcción del módulo de emergencias hasta el primer semestre de la siguiente gestión, al momento se espera la conclusión del plano.

El Hospital de Clínicas alista un plan de contingencia que consiste en la implementación de una unidad transitoria de emergencias.

Actualmente la unidad de emergencias funciona con 50 profesionales distribuidos en tres turnos y 12 funcionarios que son variables, de acuerdo a la necesidad, se tiene tres especialidades básicas cirugía general, medicina interna y traumatología.

PRECARIEDAD

La precariedad de los hospitales públicos es resultado de la histórica falta de inversión. Los principales nosocomios del eje central -Hospital de Clínicas de La Paz, Viedma de Cochabamba y San Juan de Dios de Santa Cruz- nacieron poco después de la República.

Los hospitales públicos afrontan la falta de infraestructura, personal especializado, equipamiento y en muchos casos sufren la carencia de medicamentos.

El Diario

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más