Gobierno reanuda proceso de compra de pruebas PCR y de manera “acelerada” a empresa china

34

El Gobierno anunció este lunes la reanudación de la compra de 672.000 pruebas PCR y de manera “acelerada” a la empresa china Lasa Holdings por un valor de 47,3 millones bolivianos, después que el Viceministerio de Transparencia presentó un informe “contundente”, en el que señalaba que la proponente uruguaya ATGen no cumplía con la calidad y garantía necesarias.

“Una vez que tenemos el informe contundente del Viceministro de Transparencia, el proceso continúa con tal de facilitar y acelerar, contar con estos reactivos en el país”, sostuvo la ministra de Salud, Eidy Roca, en conferencia de prensa, donde también respaldaron la compra el director del Instituto Nacional de Laboratorios de Salud (Inlasa), Christian Trigoso, y director de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (Aisem), Hernán Pereira.

El viernes (14), el presidente de la Cámara Uruguaya de Comercio en Bolivia, Óscar Toledo, denunció a Brújula Digital que autoridades de gobierno adjudicaron la compra de 672.000 tests PCR para coronavirus a una empresa china por un monto de 25 millones de bolivianos más que el ofrecido por un laboratorio uruguayo.

La ministra Roca aseguró que “la empresa ATGen no presentó el formulario de especificaciones técnicas, documento que no se lo puede pasar por alto porque ahí se pide la certificación internacional” y “por lo tanto queda invalidada”.

Aseguró que “si bien presenta el precio más bajo, no especifica la calidad del producto” o certificaciones internacionales, pues, continuó, “la empresa ATGen ofertó reactivos que no tienen la garantía de calidad que exige la FDA, que es el sello de garantía de los EEUU” ni de la Comisión Europea, que es el sello europeo. ATGen presentó certificación uruguaya.

La autoridad afirmó que “una mala o buena prueba de Covid-19 puede ser la diferencia entre la vida y la muerte. Nuestra población debe estar segura de que nuestras compras en salud serán muy cuidadosas y que siempre se exigirá la calidad de los productos, medicamentos e insumos”.

La uruguaya ATGen ofreció por las pruebas para la COVID-19 el monto de 22,8 millones de bolivianos, mientras la china Lasa Holdings demandó el pago de 47,3 millones bolivianos, con una diferencia de 25 millones de bolivianos.

El viceministro de Transparencia, Guido Melgar, informó que en el proceso de compra de las pruebas PCR se presentaron 13 empresas, de las que cinco fueron de inicio descalificadas, luego quedaron ocho y de estas últimas dos salieron porque el producto que ofrecieron no tenían la certificación de calidad. La empresa china es la que menos precio ofreció entre las seis finalistas y por eso se adjudicó la provisión de las 672.000 tests.

Según la Aisem, la empresa uruguaya, “lamentablemente solo tenía una certificación de calidad del gobierno de Uruguay” que es insuficiente para este tipo de compras.

/Brujula Digital/