Padre e hijo murieron el mismo día del derrumbe en Tocopilla

12

Salomón Veizaga Delgadillo y Denny Veizaga Soto, padre e hijo, respectivamente, fallecieron el mismo día (jueves 13 de junio) del derrumbe en la mina Directorio 8, punto San José, en Tocopilla, ubicada al norte de Chile.

“Lamentamos que hayamos tenido dos personas fallecidas, que de acuerdo a la situación y a los informes de la persona que sobrevivió, Leonardo Condori, (Salomón y Denny) fallecieron en el mismo minuto del accidente”, sostuvo el domingo el ministro de Minería de Chile, Baldo Prokurica, después que sostuviera una conversación con el único sobreviviente de los tres mineros atrapados el jueves al mediodía en Tocopilla.

El sábado fue rescatado Condori solo con algunos rasguños pero sí con algunos problemas de shock psicológico debido a las 37 horas que estuvo en la oscuridad, sin comida ni agua. También ese día el Gobierno chileno rescató el cuerpo de Denny Veizaga y ayer reportó el hallazgo de los restos de Salomón Veizaga.

“Después de mucho trabajo y un gran esfuerzo de los rescatistas, hoy hemos encontrado el cuerpo del último minero fallecido en el lugar donde siempre se le estuvo buscando y en donde se había encontrado también el cuerpo de su hijo”, manifestó Prokurica, a primera hora del domingo, en el lugar de los hechos.

Los tres mineros bolivianos fueron atrapados el jueves por un derrumbe a 70 metros de profundidad de la superficie, después que descendieron para realizar tareas de reparación del sistema de ventilación de la mina cuando se produjo un derrumbe.

Denny quería estudiar mecánica

La separación de la familia Veizaga comenzó hace nueve años. Entonces, Salomón y su esposa Celia Soto vivían en la comunidad Santa Rosita, municipio de San Pedro, a 150 km de la ciudad de Santa Cruz. Se dedicaban a la agricultura y al cuidado de sus hijos Denny, el mayor, de Cony y Karina. Con tres descendientes en etapa escolar, el jefe de familia vio que era necesario ganar más dinero si quería ayudarlos a ingresar a la universidad.

Así emprendió el viaje rumbo al norte chileno, con el sueño de labrarse un futuro mejor. La historia fue contada en partes por Casilda Veizaga Baleriano, sobrina de Salomón, según reporte de El Deber. De Denny, su primo, Casilda recuerda que era un joven alegre, apegado al seno familiar y que se preparada para ingresar a la universidad. “Quería estudiar mecánica o algo relacionado a motores y fierros”, recordó.

El sábado, Casilda, al igual que el resto de su familia, se mostró conmocionada al saber que su primo Denny Veizaga fue rescatado sin vida de la mina.

La esposa del difunto viajó el viernes por tierra a Antofagasta para luego arribar a Tocopilla. Los Veizaga se juntaron el sábado por la mañana en plaza 24 de Septiembre de la capital cruceña para realizar una colecta con el fin que juntar dinero para que Martha, la hermana de Salomón, pueda comprar un pasaje de avión.

Por la tarde consiguieron la cantidad requerida. Martha compró un pasaje en BOA y la familia espera que hoy logre reunirse con Celia, y con Cony, quien había migrado hace unos meses hacia el sur del vecino país, en donde también tienen parientes.

“No tuvimos comunicación con ningún representante del Gobierno. La única autoridad que se acercó fue el diputado Erick Morón y una señora que de manera anónima nos donó 300 dólares. Les agradecemos a ambos”, sostuvo Casilda.

Boliviana colaboró en tareas de rescate

Silvia Lara es una bombera boliviana que colaboró en el rescate de tres bolivianos en la mina Directorio 8, punto San José, en Tocopilla. Está alegre por encontrar con vida a Leonardo Condori, pero triste por los fallecimientos de Salomón y Denny Veizaga. Silvia nació en Cochabamba y hace seis años que radica en Chile. En su tierra estudió la carrera de Derecho. Ahora administra un hotel.

Gobierno anuncia la repatriación de los dos cuerpos

El Gobierno anunció ayer que repatriará los cuerpos de Salomón Veizaga Delgadillo y de su hijo, Denny Veizaga Soto, fallecidos en interior de la mina Directorio 8, punto San José, en Tocopilla.

El canciller Diego Pary explicó que una vez cumplidos los protocolos sanitarios y la presentación de la documentación solicitada, los restos de los dos fallecidos serán trasladados al país.

El jefe de la diplomacia boliviana lamentó el hecho “fortuito”, el derrumbe que al parecer sepultó a Salomón y Denny, y remarcó que la familia doliente tiene todo “el apoyo del Gobierno boliviano” en un momento “tan difícil”.

Pary destacó el apoyo del Gobierno de Chile que desplegó todos los esfuerzos para rescatar a los tres bolivianos atrapados en la mina de Tocopilla, con la utilización de “toda la maquinaria, la experiencia y personal que Chile tiene para este tipo de eventos”.

El viceministro consular de Bolivia, Raúl Castro, que hace días acompaña las tareas de rescate en Tocopilla, dio el pésame a los familiares de los difuntos en el mismo lugar en los hechos. “Haremos las gestiones con la presentación de la documentación” para la repatriación de los difuntos, dijo.

Informó que la familia de Leonardo Condori está satisfecha porque fue rescatado con vida y será dado de alta.

Pagina Siete.