AJAM: medalla de oro a la corrupción

En la AJAM, “todo es negocio, todo es corrupción”. ¿Quién crees que hizo esta confesión? ¿Un derechista? Frio, frio. ¿Un opositor? Frio, frio. ¿Un funcionario de segunda? Frio, frio. ¿Te rindes? Mientras identificas a la persona que hizo esa declaración, debes saber que 1.300 cooperativas mineras generan cada día un promedio de $us4.109.589, al año 1.500 millones de dólares (Héctor Córdova, investigador de Jubileo).

Es decir, 171.232 dólares cada hora; 2.853 cada minuto. Hasta que termines de leer este #TinkuVerbal, en tres minutos, los explotadores de oro habrán generado 8.561 dólares.

¿Cuánto de esos 1.500 millones de dólares anuales quedan para el Estado Plurinacional? Apenas 35 millones de dólares, 1.465 millones de dólares se van en promedio a bolsillos particulares (Héctor Córdova). La subvención del Estado a los combustibles superará los 1.000 millones de dólares este año.

¿Quién es la autoridad encargada de fiscalizar la actividad minera y evitar el saqueo del oro? La Autoridad Jurisdiccional Administrativa Minera (AJAM). ¿Fiscaliza? No. ¿Evita? No. ¿Por qué? Porque el gobierno de Luis Arce nominó en la dirección de esa entidad a personas que no tenían ni idea de sus funciones. Por ejemplo, Brenda Lafuente incumplía el requisito mínimo de seis años de experiencia en temas mineros.

Lafuente estuvo en el cargo un año y cuatro meses. Sus actividades más sobresalientes fueron encarcelar a un “memero” (persona que hace memes) que contrató ella misma para desprestigiar a sus adversarios, encarcelar al hijo de un diputado que denunció su designación ilegal y despedir funcionarios para dar pegas a sus allegados.

Durante su gestión, según datos oficiales preliminares, se rompió el récord con 47 toneladas exportadas por un valor de 2.530,9 millones de dólares (Guardiana, 21/02/22). ¿Cuánto se quedó para el Estado? No hay información oficial.

En reemplazo de Brenda, la funcionaria impuesta, según fuentes de ANF, “desde arriba” (¿Imaginas quién es el de arriba? Yo no, pero sé qué tu sabes), fue nombrada Carmen Nilza López Valenzuela que tampoco cumplía el requisito mínimo de seis años de experiencia en temas mineros porque entre 2012 y 2014 fue auxiliar en Migración; entre 2014 y 2020 desarrolló funciones en SERECI y en la Sala Plena del Tribunal Electoral Departamental de Cochabamba.

Recién desde 2021 se desempeñó como analista legal y jefa de otorgación de derechos en la AJAM, según consta en el Sistema de Gestión Pública. Nilza López duró en el cargo 137 días. Su actividad más sobresaliente fue aceptar una medalla de oro de parte de la Cooperativa Minera Aurífera Kotani Chullpamarca como una coima a cambio de 22 cuadriculas que le otorgó en Apolobamba para que saquee, perdón, explote oro.

López dijo que la cooperativa beneficiada le regaló la medalla de oro “en el uso de sus costumbres”. Dicho de otro modo, la funcionaria convirtió la corrupción en parte de los usos y costumbres de su partido.

“¡Mire la cadena que le regalaron! Sé que no solo fue cadena, le dieron lonjas de oro más. Ella a cambio les dio 22 cuadrículas de oro en Apolo. Las pruebas están en la Fiscalía junto a la denuncia. Todos en la AJAM sabíamos que recibía. Un funcionario le dijo que eso es ilegal. Entonces, ella para camuflar lo puso en activos fijos, pero sólo la cadena, ahí nace la denuncia”, me indicó una funcionaria, que pidió guardar en reserva su nombre y pidió que te informe.

López fue denunciada por beneficios en razón del cargo, falsificación de documento privado, usurpación de funciones y/o conducta antieconómica. El viernes fue destituida del cargo, pero antes de irse despidió por lo menos a 60 funcionarios.

Cansado de tanta corrupción, un funcionario grabó a López una conversación en la que confiesa que en la AJAM “todo es negocio, todo es corrupción” (ahora, ya sabes quién hizo la confesión).

“El Rossel tenía pues buenas relaciones con los cooperativistas, quien sabe que hasta hacían negocios, entonces eso también les ha molestado”, dice en el audio. ¿Quién es la autoridad mencionada? Erick Rossell Calani, director departamental de AJAM Oruro.

“Con el Ariñez yo sé que hay negocio, pero hay negocio con ciertas cooperativas nomás que Mendoza y Ordoñez están relacionados por sus negocios, están allá en Cochabamba, ¿nove? O sea, no es con todas las cooperativas. Entonces, todo eso están molestando. ¡Ah! Ya de una vez, uno nuevo, eso es lo que están pidiendo, y mejor si es de nosotros. Esa es la situación, todo es negocio, todo es corrupción”, agrega López.

¿Quién es Ariñez? Heriberto Erik Ariñez es el nuevo Director Ejecutivo de la AJAM.

Mientras todo se pudre en la AJAM, según confesión de la ex directora de esa entidad destituida por corrupción, el saqueo continúa. En 2021, un ciudadano indio hurtó 331 kilogramos de oro, valuado más o menos en $us 19 millones, con la ayuda de dos fiscales.

Andrés Gómez es periodista

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más