FmBolivia
Radio FmBolivia

Aparición de exgobernantes revela oportunismo político

4

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

A pocos días de la realización de las elecciones generales reaparecieron en el escenario público varios exgobernantes y políticos que aprovechan el tenso entorno para emitir desde críticas y descalificaciones hasta respaldos a ciertas candidaturas, actitud que revela oportunismo.

Mientras muchos medios de comunicación hacen eco de las apariciones, como es el caso del expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada, su yerno y exfuncionario de estado, Mauricio Balcázar, su exministro Carlos Sánchez Berzaín, el expresidente Jorge Tuto Quiroga y Samuel Doria Medina, la población refleja su molestia a través de las redes sociales.

El último en hacer aparición en el ambiente electoral boliviano es el octogenario expresidente de Bolivia, Gonzalo Sánchez de Lozada quien tuvo dos mandatos –6 de agosto de 1993 al 6 de agosto de 1997 y del 6 de agosto de 2002 al 17 de octubre de 2003– mandato que no culmino por la convulsión social de ese año conocida como “octubre negro” que le obligó a huir del país hace casi hace prácticamente 16 años.

“Goni”, como le conocen envió una supuesta carta a un medio estadounidense -Financial Times- donde defendió las políticas que emprendió durante sus periodos en el gobierno, pero también expresó sus críticas hacia el presidente-candidato Evo Morales del Movimiento Al Socialismo (MAS) y hacia el expresidente y candidato Carlos Mesa de Comunidad Ciudadana (CC).

“Evo cambió ilegalmente la Constitución y luego perdió un referéndum donde la mayoría de los bolivianos votaron en contra de su reelección”, escribió. En otra parte de su carta protestó contra el medio estadounidense que no tocó el tema de la coca en el gobierno del MAS: “Me sorprende que el Financial Times ni siquiera mencione que la base de poder de Evo Morales es la producción de coca ilegal”.

Respecto a Carlos Mesa, Sánchez de Lozada señaló que siendo su vicepresidente se aprovechó de los conflictos sociales provocados por Evo y sus aliados para forzar su renuncia de 2003. “Se convirtió (Mesa) en presidente, pero aquellos que intentan montar al tigre terminan en su estómago: pronto Morales lo obligó a renunciar a la presidencia”.

También desde Estados Unidos, el exministro Sánchez Berzaín, se refirió en entrevistas de medios de ese país a las elecciones bolivianas. Habló de una “dictadura electotalista” en referencia al gobierno de Evo Morales que domina todos los poderes del Estado y que para legitimarse “simula elecciones periódicas”.

También se refiere a las candidaturas de la oposición que dice que son funcionales al oficialismo porque con su presencia hacen que la candidatura observada de Morales sea legítima. En ese marco, pidió a los bolivianos que voten nulo.

“El voto nulo es una patada al tablero de la dictadura (.) El voto nuño desarma esta situación y hace caer porque deslegitima e impide el fraude electoral”, afirmó Sánchez Berzaín desde Estados Unidos.

En tanto, el expresidente Quiroga Ramírez apareció en los medios días atrás para convocar a la población a votar por Carlos Mesa para garantizar que en las elecciones se dé una segunda vuelta.

Sostuvo que de los aproximadamente 6 millones de votos válidos que se emitirán este 20 de octubre, el MAS podría obtener algo más de 2,5 millones de votos y la única manera de evitar que Morales gane un cuarto mandato ilegal, es que el otro candidato esté a menos de 10 % de los votos válidos y alcance más de 2 millones de votos válidos.

Similar actitud fue la del exministro en el gobierno de Sánchez de Lozada, excandidato a la Presidencia y líder de Unidad Nacional (UN), Samuel Doria Medina, que también expresó su compromiso de apoyar a la candidatura de Carlos Mesa para impedir que Evo Morales continúe en el poder.

Más allá de los respaldos y ataques de estas personalidades de la política boliviana de antaño, el hecho generó molestia en la sociedad que califica estas apariciones, a pocos días de la jornada electoral, como “oportunistas” y que generan un resultado adverso al que presuntamente buscan dado que el oficialismo aprovecha estas apariciones para asegurar que los políticos de gobiernos “neoliberales” pretenden volver de la mano de las candidaturas de la oposición.

El Diario.

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas