Choferes aumentan vehículos y población alteña desconfía

16

A pesar de muchos incumplimientos que se ha advertido, durante el tiempo de la flexibilización del transporte público, a partir de hoy la circulación de minibuses se incrementará al 50 %, en las calles, lo que hará la presencia de más de 15.000 motorizados en las calles alteñas.

Un acuerdo con el municipio dará lugar a la presencia del transporte público en esta urbe, donde los incumplimientos a las normas de bioseguridad serán más frecuentes y el desorden que provocan en las paradas, sin que los dirigentes de este sector de la población pueda dar lugar a un control más estricto a sus afiliados a pesar del compromiso que se ha efectuado ante las autoridades del Organismo Operativo de Tránsito (OOT), y la Alcaldía.

De acuerdo con las versiones de ambas partes, como son los operadores y las autoridades del municipio, señalan que existe una fuerte demanda del transporte público, sin prevenir los problemas de salud que ocasionará la presencia de una mayor cantidad de estos vehículos, donde de forma desordenada y la indisciplina en el cumplimiento de los protocolos de la bioseguridad se verán a partir de hoy.

Según las autoridades, el control de este incremento del 50 % del parque automotor en las calles serán controladas en función a la terminación de placas, donde bajo un cronograma de salidas podrán circular en diferentes días las placas pares e impares.

En ese contexto, el lunes prestarán servicio los motorizados cuyas placas terminen en números pares, el martes en los dígitos impares y sucesivamente hasta llegar al viernes.

Para el efecto, y con la finalidad de que este incremento de vehículos no cause desorden, se tiene planificado, mediante la Secretaría de Movilidad Urbana del municipio, en aquellos lugares de mayor conflicto como son las paradas y las extrancas en las diferentes zonas.

A decir de la autoridad de dicha instancia municipal, Fernando Flores, dijo que se contará con la presencia de efectivos policiales y la Guardia Municipal de Transporte (GMT).

“El municipio va a seguir con los controles rigurosos al sector con los aspectos de bioseguridad, además, de los usuarios y a los conductores. Vamos a seguir con decomiso de placas a aquellos transportistas que infrinjan esta situación”, dijo el secretario edil.

Con la finalidad de verificar el trabajo de todos los sectores del transporte público, se ha dispuesto que luego de cinco días de esta nueva flexibilización que alcanzará a la presencia de un 50 % del parque automotor en la ciudad de El Alto, se tiene previsto efectuar este trabajo en coordinación con autoridades de varias instancias como el Ministerio de Salud, el Servicio Departamental de Salud (Sedes), La Paz, junto a autoridades de las Fuerzas Armadas y la Policía Boliviana.

“El trabajo que vamos a realizar es en el comportamiento de ambas partes, como el usuario y el transportista, esta decisión de la flexibilización se ha acordado, porque en los últimos días se ha podido ver que existe mucha aglomeración de personas en demanda de motorizados, es por eso que se ha tomado esta decisión”, finalizó Flores del municipio alteño.

El Diario