Gobernación exige derogación de resoluciones de asentamiento

Asentamientos ilegales en reservas naturales de Roboré.

El Gobierno Autónomo Departamental de Santa Cruz pidió al Gobierno Nacional y al Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA) la derogatoria de las resoluciones que aprueban asentamientos en las áreas protegidas municipales, los que ocasionaron enfrentamientos y la represión policial contra los habitantes de la región.

Los avasallamientos suscitados en las áreas protegidas de Tucabaca y El Paquió hizo que pobladores del municipio de Roboré bloquearan la carretera Bioceánica y la vía férrea que conecta Santa Cruz con el vecino país del Brasil, como medida presión y de protesta pacífica ante las resoluciones de asentamientos emitidas por el INRA.

“Lamentamos profundamente los hechos suscitados el día de ayer con todo el pueblo de Roboré, lo que inicialmente comenzó como una protesta pacífica ciudadana en defensa de nuestra reserva natural y de las áreas protegidas municipales se convirtió en una brutal represión por parte del Gobierno de Evo Morales (…) nuestra solidaridad y nuestro apoyo incondicional a nuestros hermanos de Roboré”, manifestó Cinthia Asín, secretaria de Medio Ambiente de la Gobernación.

La autoridad resaltó que como Gobernación ya han hecho las representaciones legales ante el INRA para que dejen sin efecto las resoluciones de asentamientos emitidas y ante la Autoridad de Bosques y tierras (ABT) para que realice los procesos oportunos y adecuados con el objetivo de que las personas que entren al área a hacer deforestación, tengan la sanción correspondiente.

“Es lamentable el doble discurso que está manejando este Gobierno, que por un lado se denominan protectores de la Madre Tierra y por el otro desconocen absolutamente la protección de nuestras áreas”, aseguró.

Al mismo tiempo, Asín indicó que en la Constitución Política del Estado (CPE), está determinada la creación, gestión, protección y el mantenimiento de las áreas protegidas como parte de las competencias exclusivas del Gobierno Central y Municipal. Es así que en el 2006, el Gobierno Municipal de Roboré creó inicialmente dentro de esta área de 24 mil hectáreas, una Reserva Municipal Forestal y posterior a ello crearon el Área Protegida denominada “El Paquió”, la misma que está respaldada con la Ley Municipal 059/2017. Es dentro de este bosque, que se han deforestados 1.700 hectáreas, avaladas por una resolución de asentamiento emitida por el INRA, la cual asegura es totalmente ilegal.

El Diario

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más