Diputado Gonzalo Barrientos afirma que el MAS traicionó al país en el juicio por el Silala

36

El Gobierno del expresidente Evo Morales traicionó a Bolivia con su actuación jurídica en el juicio internacional instaurado por Chile contra Bolivia por las aguas del Silala, afirmó el vienes del diputado de Unidad Demócrata (UD) por Potosí, Gonzalo Barrientos.

«No hubo (una) actitud responsable por parte del Gobierno de Morales para recuperar las aguas del Silala y existen evidencias de su traición al país en la supuesta defensa de esta causa, las exautoridades del MAS y Eduardo Rodríguez Veltzé deben responder ante el pueblo, estamos haciendo la petición de informe para conocer en detalle los actos jurídicos realizados», dijo a los periodistas.

En junio de 2016, Chile demandó a Bolivia ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya para que ese tribunal declare que las aguas del Silala son de curso internacional, en tanto Bolivia argumentó que corresponden a un manantial que nace en territorio boliviano.

Barrientos manifestó que la primera «traición» cometida por el MAS y Morales se refiere a la firma de una agenda de 13 puntos pendientes con Chile, entre esos las aguas del Silala, sin tomar en cuenta que el conflicto legal no es con el vecino país, sino con la empresa privada The Antofagasta – Bolivian Railway Lomited.

Agregó que un segundo aspecto equivocado contra Bolivia está vinculado a un preacuerdo firmado con Chile en 2009 que pone en duda la propiedad de Bolivia sobre totalidad de las aguas del Silala.

El legislador señaló que el anuncio de Morales en marzo de 2016, acerca del inicio de una demanda internacional por las aguas del Silala, nunca lo consolidó, a diferencia de Chile que demandó a Bolivia.

Otro aspecto que cuestionó el asambleísta es la falta de respuesta de las exautoridades del MAS a cargo de ese juicio internacional.

«Hemos (pedido) informe escrito reservado para conocer el estado de situación de este proceso, peticiones de informe oral y nunca han respondido, esa actuación es también una traición al país», apuntó Barrientos.

Afirmó que la «traición del MAS a Bolivia» se consuma cuando, según un informe emitido por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia, en el marco del proceso internacional «se admitió que una parte de las aguas del Silala fluyen de manera natural hacia Chile».

«Como potosinos desmentimos categóricamente esa supuesta información técnica (de que) la corriente de aguas del Silala hacia Chile es artificial provocada por la mano del hombre», dijo y agregó que debe efectuarse una inspección a cargo de peritos.

Señaló al haber pasado el proceso ante la CIJ a la fase de alegatos orales esa información tiene carácter público, por lo que existe la necesidad urgente de reorientar el proceso dentro una posición unitaria de Estado.

Por su parte, el diputado del MAS, Víctor Borda, cuestionó la difusión que hizo el Ministerio de Relaciones Exteriores de los aspectos técnicos sobre el Silala que cursan en el trámite de juico internacional.

«Aunque haya reconocido, es el hecho, vayan a verificar si es un río de curso internacional (…) acaso eso no va a utilizar Chile como un argumento fáctico para desvirtuar la contrademanda que hemos incoado», afirmó Borda.

mm/ma ABI