Planta de Biodiésel-1 producirá 1.500 barriles y reciclará aceite

La nueva Planta de Biodiésel-1 producirá 1.500 barriles diarios con la perspectiva de reducir la importación y subvención de diésel y reciclará aceite de cocina. La planta es la primera de un proyecto que incluye una segunda infraestructura de mayor capacidad y una Planta de Biodiésel Renovable (HVO), informó ayer el ministro de Hidrocarburos, Franklin Molina.

“La planta tendrá una capacidad de producción de 1.500 barriles al día y no sólo es un impulso para la sustitución de importaciones, sino también para la dinamización de la economía regional. Esta planta generará una cadena de mano de obra y permitirá generar ingresos, ayudando a la reactivación económica”, expresó la autoridad gubernamental.

Molina dijo que la nueva infraestructura será construida con equipos de tecnología de avanzada que se fabricarán en Europa, Asia, Brasil y otros países. Para la puesta en marcha de la obra, YPFB Refinación suscribió un contrato con la compañia Desmet Ballestra.

Desmet Ballestra es una empresa líder dedicada a la ingeniería, y al suministro de instalaciones y equipos para biodiésel, aceites y grasas. También presta servicios a la industria de la alimentación animal, detergentes tensoactivos e industrias químicas relacionadas. Asimismo, brinda asesoramiento a las industrias oleoquímicas.

Por su parte, el presidente del Estado Plurinacional, Luis Arce Catacora, señaló que con la orden de proceder a la construcción de la planta, Bolivia podrá avanzar en la sustitución de importaciones de combustibles, las cuales son una carga muy pesada para el país.

“Durante muchos años, hemos ido advirtiendo del aumento constante del consumo de diésel en el país y también advertíamos la poca capacidad de producir líquidos y por lo tanto de diésel. Actualmente la producción nacional de diésel sólo abastece el 30% de la demanda y tenemos que importar el 70% del diésel para satisfacer toda la demanda en el país”, explicó.

La Planta Biodiésel-1 estará conformada por la Unidad de Pre-tratamiento de materia prima y la Unidad de Producción de Biodiésel, que constarán de más de 131 equipos, entre los cuales se destacan un nanorreactor de pretratamiento y tres reactores especiales.

La Planta de Biodiésel-1 es parte de un proyecto mayor, que contempla la instalación de otras dos factorías con una inversión estimada para todo el proyecto, de $us 387 millones y una producción de 12.000 barriles por día.

El costo de la primera planta es de $us 40 millones, con una producción estimada de 1.500 barriles por día.

Materia prima y reciclaje

La planta de Biodiésel-1, además de producir el carburante en base a aceites vegetales, tanto de soya como de otras plantas como ser la jatropha, el totaí, el cusi y otras que no son aptas para el consumo humano, permitirá reciclar los aceites comestibles que los hogares y los negocios habitualmente desechan.

“Esta planta también va a poder reciclar los aceites comestibles que nuestras amas de casa desechan luego de cocinar. Ese aceite nos va a servir para sustituir importaciones y eso en el país va a generar una nueva actividad, el reciclaje del aceite; tanto de los hogares como de los negocios van a poder vender”, expresó el presidente Arce.

Por su parte, el ministro Molina agregó que a través del reciclaje de aceite se podrá dinamizar la economía y se generará una cadena de mano de obra en sectores que requieren una reactivación económica.

“Este proyecto comprende la utilización de aceites reciclados, lo que es importantísimo, por que además genera una cadena de mano de obra y que permite la dinamización de no solamente el área de transformación, sino también en aquellos hogares o aquellos sectores en los que se requiere la reactivación económica del país”, acotó.

Compras externas

Consumo De acuerdo con datos de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos, Bolivia consume aproximadamente 35.000 barriles diarios de diésel oil y 34.000 barriles diarios de gasolina; sin embargo, la producción estimada de las refinerías nacionales está entre 10.000 y 12.000 barriles de diésel y de 18.000 a 20.000 barriles de gasolina.

Importaciones De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística, de enero a julio de 2022, Bolivia importó combustibles (gasolina y diésel) por 2.274,5 millones de dólares, un 147% más que el valor de las importaciones registradas en similar período del año 2021, cuando las compras llegaron a 919 millones de dólares.

Fuente: Pagina Siete

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más