Denuncian que dirigente de los productores de coca de La Asunta fue asesinado

2

El secretario general del Consejo de las Federaciones Campesinas de los Yungas (Cofecay) de La Asunta, Víctor Yana, denunció el jueves que el secretario de Hacienda de esa organización, Eduardo Apaza, fue asesinado con un disparo de arma de fuego cuando retornaba a su domicilio.

«Fue asesinado a sangre fría cuando retornaba a su casa en su vehículo, lo victimaron con arma de grueso calibre al secretario de Hacienda de Cofecay, Eduardo Apaza», dijo a los periodistas.

Explicó que en la movilidad en la que iba Apaza estaba también su sobrina, pero a ella no le hicieron nada y no le robaron ni sus pertenencias, ni el dinero que llevaba consigo.

Yana explicó que hace una semana el principal dirigente de Cofecay, Wilfredo Llojlla, recibió un mensaje de amenaza y de que se cuide, además, que «sicarios peruanos» estarían buscándolo para asesinarlo.

Pidió al Gobierno interponer sus buenos oficios para dar con el paradero del o los asesinos de ese dirigente de Cofecay.

Por su parte, el Ministro de Desarrollo Rural y Tierras, César Cocarico, afirmó que Adepcoca llegó «a extremos» al amenazar a dirigentes cocaleros.

«Han advertido que van a matar a dirigentes, cinco días después matan al secretario de Hacienda de La Asunta, es un hecho que tiene que investigarse, llegaremos hasta el último (…), compañeros estos son hechos extremos ya matar a dirigentes, los compañeros de Adepcoca han llegado al extremo, toda esta responsabilidad recae en dirigentes de Adepcoca», explicó a los periodistas.

Cocarico dijo que el pasado viernes, en un ampliado, la regional de La Asunta eligió a Wilfredo Llojlla como su representante, poco después, el nuevo dirigente recibió amenazas a través de su teléfono móvil.

«Como esta resolución no es favorable a sus intereses (de Adepcoca) le mandan un mensaje al ejecutivo, este mensaje de whatsapp textualmente dice: Wilfredo Llojlla persona no grata para La Asunta cuídate amigo sicarios peruanos están en el lugar, una advertencia seria de que había un hecho luctuoso», puntualizó.

xzs/rsl ABI