FmBolivia
Radio FmBolivia

Amy Tovar Herrera iba a modelar por última vez y la presionaron; se alistaba para ir México

969

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Era su última presentación como modelo para un comercial publicitario y tenía planificado irse a México a especializarse en pediatría e impulsar sus diseños de piyamas médicos. Todo eso quedó truncado cuando Amy Kaelyn Tovar Herrera (de 26 años) apareció muerta tras caer, por causas aún desconocidas, desde un edificio en construcción en Irpavi 2, zona Sur de la ciudad de La Paz. Su familia pide el esclarecimiento del caso.

Amy era la tercera hija de cuatro hermanas, una mujer multifacética, era médica, trabajaba en una clínica de la ciudad de La Paz; también dedicaba su tiempo al modelaje y era diseñadora, tenía su propia marca de piyamas médicos.

Decidió enfocarse este año en su vida profesional e ir al extranjero a especializarse en el área de pediatría, ya que tenía mucha empatía en el cuidado de los niños. “Tenía los pasajes, tenía fecha, se iba en septiembre a México”, contó a Página Siete Katy Tovar, hermana de la víctima.

Sin embargo, la llamada de un agente de marketing cambiaría su vida. La llamaron para hacer un comercial, para ser la imagen en la inauguración de un edificio, pero se negó dos veces porque no estaba de acuerdo con el vestuario que iba a llevar, relató.

“Mi hermana decide ya no participar, le comunica (al encargado de marketing) que ya no va a ir, que le disculpe. En eso, se comunica con el dueño de la empresa del edificio, se disculpa, le dice que no va a participar, pero este señor, el dueño, le dice que vaya al evento, que le van a facilitar el vestido y que le van a mandar un vehículo para que la recojan. Mi hermana se alista rápido y sale a eso de las 17:30”, detalló.

“Esta era su última presentación, porque ella hace mucho tiempo dejó esto del modelaje para dedicarse de lleno a su profesión. Y me dijo: ‘Esta va a ser la última vez’”, recuerda la hermana de la víctima.

Amy se presentó el sábado en dicho evento, pero la actividad no había sido en el lugar señalado, ni había los vestidos acordados. Me llamó molesta por esa situación, a eso de las 20:00, dijo que ya estaba volviendo a casa y desde ese momento no se volvió a comunicar, refirió Tovar.

Cerca de la medianoche, la madre de Amy la llamó a su celular, ella contestó y se oía una discusión con un hombre en medio de una bulla en el lugar, se cortó la llamada, y desde ese momento no se supo más de la joven, ni respondió a su teléfono celular ni a los mensajes de WhatsApp.

Hasta el mediodía, la familia de la joven no sabía lo que había ocurrido, incluso pensaron que ella se fue directo a la clínica donde trabajaba, ya que estaba de turno aquel día.

Katy Tovar relató que se enteraron cuando una tercera persona se contactó de manera extraña indicando que llamáramos al dueño del edificio donde se hizo el evento, porque Amy había sufrido un accidente. El dueño de manera tranquila dijo que la joven estaba muerta tras caer del tercer piso, al igual que un presunto primo de él, y que la Policía ya iba al lugar del hecho, acotó.

“El cuerpo de mi hermana estaba en un edificio en construcción, no coincidía con la dirección que nos habían dado. Preguntamos, y nos dicen que el evento había sido dos o tres cuadras más abajo. Llegamos al lugar no había nadie a quien preguntar, quien dé la cara, explicaciones de lo que había ocurrido”, manifestó.

Según el médico forense, Amy cayó de una altura de al menos 40 metros, por lo menos desde un décimo piso, al promediar la una de la madrugada del domingo, al igual que un hombre. Ambos cuerpos fueron encontrados en predios de un edificio en construcción y no encontraron rastros de alcohol en el cuerpo de la joven, informó Tovar.

Los familiares denunciaron que se borraron imágenes del celular de Amy, cerca de las tres de la madrugada.

La Policía señaló que podría recuperar elementos borrados de un celular e indicó que prosiguen con las investigaciones sobre la muerte de ambas personas, informó Douglas Uzquiano, director de la Felcc de La Paz.

Los familiares no saben qué pasó con Amy entre la medianoche del sábado hasta el mediodía del domingo, desconocen si recibió o no auxilio, tampoco les dieron explicación de cómo llegó a ese lugar y el porqué se ocultó el hecho por varias horas. Lamentaron que las personas presentes en el evento no informen sobre este tema.

“Era una persona muy buena, hemos visto muchas muestras de afecto de sus amigos y colegas, que no dejan de hablar bien de mi hermana, como ayudaba a la gente, a la familia”, refirió Vanesa Tovar.

Los restos de Amy Tovar fueron sepultados ayer en el Cementerio Jardín y su familia exige el esclarecimiento de este caso.

Pagina Siete.

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas