FmBolivia
Radio FmBolivia

Sin referirse a Evo, Arce estrecha vínculos con sectores indígenas

21

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

“Jallalla el primer Congreso Indigenal”. Así terminó su discurso ayer el presidente Luis Arce, en el acto organizado por la conmemoración de los 77 años de ese congreso. El mandatario no hizo referencia a Evo Morales, considerado el primer presidente de origen indígena del país, pero sí se refirió al expresidente Gualberto Villarroel y al Estado Plurinacional.

En la actividad de la pasada jornada, organizada por la Vicepresidencia, estuvieron presentes los hijos y nietos de los líderes indígenas que presidieron ese congreso. Los descendientes llevaron y enseñaron a Arce los ponchos con los que sus antepasados asistieron a ese evento en 1945.

Además de participar en ese acto, el jefe de Estado sostuvo que ese congreso marcó “un hito” en la historia, ofreció a los descendientes exhibir los ponchos de sus antepasados en el museo que se construye en Laja y, al finalizar, fue escoltado por los originarios rumbo a kilómetro cero.

Eber Rojas, ejecutivo de la Csutcb, entregó a Arce un documento con una serie de propuestas, entre las que están la tierra es para quien la trabaje, no para quien explote; saneamiento para los bolivianos, no para los extranjeros; y distribución de tierras fiscales para los bolivianos.

Arce, en su intervención, sostuvo que el primer Congreso Indigenal marcó “un hito en la historia del país”. Citó como importantes precedentes al mismo a la Guerra del Chaco, cuando -dijo- los indígenas fueron reclutados y en el frente se dieron cuenta del “rol protagónico que tenían”.

“No solamente eran los soldados que defendían la patria, eran los hermanos que combatían, codo a codo, ahí y se dieron cuenta de que habíamos sido la mayoría”, aseguró.

Aquello, según el mandatario, se tradujo años después en la formación del primer sindicato campesino, en Cochabamba. “Y poco a poco se arrancó este primer Congreso Indigenal en 1945”.

Destacó al expresidente Gualberto Villarroel porque durante su gobierno se dio la convocatoria para el congreso y lamentó que luego fuera asesinado.

Arce manifestó que las resoluciones a las que arribó el Congreso Indigenal luego se convirtieron en normas, como la abolición del pongueaje, fueron la “piedra fundamental” de la Revolución de 1952.

El mandatario también se refirió a los ponchos que usaron los que presidieron el congreso y que sus descendientes conservan. Arce sostuvo que esos ponchos representan “la lucha de generaciones”. “Lucha que viene desde la Colonia y que se ha ido traduciendo poco a poco en ahora que felizmente tenemos un Estado Plurinacional, donde nos reconocemos, donde nos vemos al espejo, donde sabemos de dónde venimos, cuáles son nuestras raíces y, por lo tanto, de lo que debemos sentirnos orgullosos todos los bolivianos”, manifestó.

Luego de terminar su discurso, Arce, entre wiphalas y tricolores, fue escoltado por los originarios rumbo a la Casa Grande del Pueblo.

Fuente: Pagina Siete

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Comentarios
Cargando...

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee mas