Grupos irregulares de Brasil trafican armamento en Pando

El ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, informó ayer que dos brasileños, presuntos miembros del Primer Comando de la Capital (PCC) de Brasil, fueron detenidos en Cobija (Pando) y confesaron tener varias armas enterradas en Epitaciolandia, al otro lado de la frontera. Según medios del vecino país, se hallaron 13 armas y se aprehendió a otros dos delincuentes, uno de ellos es boliviano.

“Se informa al pueblo boliviano de la captura de ciudadanos brasileños posiblemente miembros del PCC en Pando”, publicó Del Castillo el miércoles, en su cuenta de Twitter. Los delincuentes fueron identificados como Carlos Daniel Abreu De Souza y Jhonios Cavalcante Parreiras. Ambos estaban alojados en el barrio Senac de la ciudad de Cobija.

Del Castillo informó que la Policía Boliviana convocó a sus pares de Brasil para verificar la versión de las armas. Como resultado de la solicitud se descubrieron las armas enterradas en Epitaciolandia. De esa manera se considera que existe un tráfico de armas en la frontera entre ambos países.

El ministro publicó que se hallaron nueve armas, pero ayer cambió de versión y dijo que se trataba de 19 y que además uno de los detenidos en Pando era boliviano.

Reportes de medios brasileños como O Alto Acre y AC24horas contradicen la versión de Del Castillo. La información de la Policía Federal difundida por esos portales señala que el 3 de diciembre se viralizaron dos videos de delincuentes que lanzaban amenazas y mostraban varias armas de grueso calibre, para amedrentar a facciones de grupos criminales con los que sostienen una disputa de territorio en las ciudades de Brasilea, Epitaciolandia, en Brasil y Cobija en Bolivia.

El 6 de noviembre, grupos especiales de la Policía Federal hallaron el lugar donde los videos fueron grabados y procedieron a la captura del boliviano Clevi Cuella Gonzalves, de 22 años y de Elias Inácio Dias, de 18, este último brasileño.

Una vez detenidos se hallaron en su poder sólo tres pistolas y cuando fueron interrogados dieron la ubicación de otros dos cómplices que se encontraban en Cobija. Así se coordinó el operativo y se dio con los dos brasileños en Pando y posteriormente con las armas. Los medios no reportaron que los delincuentes sean parte del PCC.

Pagina Siete

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Lee más