Militares y policías despliegan controles fijos para evitar circulación de transporte desde y hacia el trópico

El comandante de la guarnición militar de Cochabamba, Alfredo Cuéllar, confirmó el lunes que efectivos militares y policiales instalaron puntos fijos para evitar el traslado desde y hacia el trópico de Cochabamba, cuyo fin es contener la propagación del virus en el departamento.

«Estamos poniendo controles fijos para restringir el tránsito de vehículos que transportan pasajeros», aseveró el jefe militar sobre el trabajo que las fuerzas del orden realizan en diferentes puntos estratégicos en la carretera que une Cochabamba con el Chapare.

Debido al aumento exponencial de casos de COVID-19 en los municipios del trópico, el Gobierno decidió restringir el paso de vehículos que trasladen pasajeros desde y hacia occidente.

El jefe militar dijo que la prohibición de circulación es solo para transporte de pasajeros, no así de carga.

«De esta manera se garantiza la provisión de alimentos a los principales mercados de Cochabamba», indicó Cuellar.

El primer puesto fijo de control fue ubicado en la zona de Chiñata, municipio de Sacaba, el segundo está a la altura del municipio de Colomi, donde el Ejército tiene instalado un cuartel.

Un tercer punto de vigilancia está en la zona de Locotal, donde Umopar tiene un puesto de control antidroga.

En tanto, los municipios del trópico optaron por encapsularse y cerraron parcialmente los puentes con promontorios de tierra para controlar que sólo circulen vehículos de aprovisionamiento alimentario.

De acuerdo al reporte del Sedes de Cochabamba, en Entre Ríos se tienen detectados 110 casos, en Shinahota 75, en Puerto Villarroel 69, en Chimoré 32 y en Villa Tunari 27.
Jhy/mcr/ ABI

Los comentarios están cerrados.