Ante falta de regulación, colegios continúan clases como pueden

13

Ante la falta de regulación de la educación complementaria por un vacío de autoridad, los colegios privados y públicos intentan salvar el año a su modo y como pueden con nuevas metodologías y cambios en su programa para afinar la formación virtual de los estudiantes. Padres de familia indicaron que no se puede dejar a los niños sin educación.

“Debido a que no hay una regulación, algunos maestros ya indicaron a los estudiantes que como ya se clausuró el año escolar, ya no pasarán clases. Se despidieron. También hay otros que están viendo la forma de dar clases virtuales como pueden”, dijo el presidente de la junta de padres de familia de unidades fiscales y de convenio de La Paz César Mamani.

El representante de los padres de familia reprochó la actitud de esos “pocos” profesores, en especial de colegios fiscales, que decidieron decir “adiós a sus estudiantes sin velar por su formación”. “No puede ser que ellos, sin hacer nada, perciban un salario, mientras que la gente debe vender en las calles por un poco de dinero”, aseguró.

Mamani también ponderó la actitud de otros maestros que decidieron seguir adelante las clases pese a la Resolución Ministerial de Educación 0050/2020 que establece la clausura de la gestión escolar del subsistema regular, es decir de los niveles inicial, primaria y secundaria de los colegios privados, de convenio y fiscales; además, indica la promoción automática de los estudiantes al curso inmediato superior.

El lunes, el ministro de Educación Víctor Hugo Cárdenas indicó que los colegios privados pueden acordar con los padres de familia una formación complementaria de sus estudiantes, pero la norma no establece tal afirmación.

Ante la falta de respuestas de las autoridades, los colegios privados ya comienzan a enviar a los padres de familia nuevos contratos para que puedan inscribir a sus hijos. “Inmediatamente, tras conocer la información del Gobierno, los padres de familia han llamado a los colegios con el deseo de continuar con las clases. Por eso, las clases complementarias van a significar completar toda la planificación en contenido curricular”, dijo la presidenta de la Asociación Nacional de Colegios Privados de Bolivia (Andecop) Isabel Zotes.

Explicó que la maestra de primero de primaria que debe enseñar y reforzar la lectoescritura, al igual que la suma y la resta en matemáticas, además de ciencias naturales y estudios sociales. Indicó que la profesora reforzará en este periodo para que al siguiente año no se comience de cero.

Zotes explicó que los nuevos contratos ya son acordados entre los progenitores y la unidad educativa. Contó que muchos padres solicitaron que sólo pasen clases de materias troncales y no así de las áreas técnicas. “Lamentablemente los maestros de áreas técnicas como educación física, artes plásticas y música, entre otros, de colegios privados cesarán sus funciones – porque así indica la Resolución 0050/2020- el 31 de julio y quizá al próximo año sean contratados nuevamente”, sostuvo.

En redes sociales se compartieron comunicados y nuevos contratos de diferentes colegios. En La Paz, uno de los establecimientos educativos pide que “se cancele con el 18% de descuento” para dar continuidad a las clases virtuales que serán reforzadas. El documento indica que sólo así se podrá dar continuidad a los cursos en línea. En otros colegios convocan a los padres de familia a reuniones para entablar los nuevos acuerdos y dar continuidad a las clases, algunos incluso ofrecen certificaciones para avalar el curso.

Una similar situación ocurre con el sistema público. El secretario ejecutivo de la Confederación Nacional de Maestros Urbanos de Bolivia Vladimir Laura explicó que ayer tuvo un ampliado de emergencia con los representantes de todo el país y se determinó que los maestros de colegios fiscales y de convenio continuarán pasando clases “no importa con cinco estudiantes que quieran ser parte de esta nueva formación virtual”.

Laura explicó que la decisión la asumieron debido a que los estudiantes no pueden quedarse sin educación. “Lamentablemente, hemos advertido que la educación virtual era un fracaso porque no todos tenían acceso a internet o a herramientas tecnológicas para ello. Pese a eso, nuestros estudiantes han logrado contar con esos insumos y ahora se clausura el año. Eso no se permitirá”.

Dijo que para la nueva formación, los maestros dosificarán el currículo y en lugares donde no hay acceso a internet ya se usarán los medios de comunicación como las cartillas para que los estudiantes accedan a ellas y pasen clases a través de la radio o la televisión. “Así se está trabajando en algunos municipios, por ejemplo en Villazón”, aseguró.

El dirigente dijo que para que los maestros dicten clases en línea se deberá realizar un acuerdo con los padres de familia. “La mayoría está de acuerdo”, aunque aclaró que ellos no entregarán ninguna certificación de pasar el curso, ya que eso será voluntario. “Eso para evitar que los profesores tengan algún proceso administrativo por faltar a la nueva disposición”.

Pagina Siete.